Alberto Chiu/ntrzacatecas.com
Alberto Chiu/ntrzacatecas.com

Zacatecas,-En esta sesión ordinaria de la LX (60) Legislatura, el diputado Xerardo Ramírez Muñoz presentó al pleno una iniciativa para establecer una nueva legislación en materia de gestión del agua para el estado, que vendría a sustituir la normatividad actual en la materia, y que contempla nuevos organismos, responsabilidades y facultades distribuidas, cuyo objetivo es que el vital líquido llegue a todos los ciudadanos de Zacatecas.

Entre las nuevas figuras, la ley propuesta por los diputados Ramírez Muñoz y Jorge Álvarez Máynez establece organismos operadores del agua a nivel municipal, normas y plazos de cumplimiento para la conexión de usuarios a los servicios del agua y más.

Pero también se establece la potestad de los organismos operadores municipales para proveer servicios para la gestión de descargas y tratamiento de aguas residuales, y todo lo relativo a los drenajes.

La misma ley ya fija un subsidio de 50 por ciento en el pago del servicio de agua, para las personas adultas mayores y personas con discapacidad.

Pero sobre todo, la legislación propuesta incluye toda una serie de apartados en los que se señala un claro objetivo de implantar en la ciudadanía una nueva cultura del agua para su protección y , uso y aprovechamiento óptimo.

La iniciativa se turnó a las comisiones correspondientes para su análisis y dictaminación, entre ellas, la de Agua y Saneamiento.

Cabe recordar que, sin embargo, el pasado 15 de febrero de este mismo año, el diputado perredista Gerardo Romo Fonseca ya había presentado, ante esta Legislatura, una Iniciativa de Ley de Aguas para el Estado de Zacatecas y sus Municipios.

Entre los objetivos de la legislación presentada por Romo Fonseca ocho meses atrás, se contemplaba también “generar un conjunto de instrumentos jurídicos acordes con los principios DE LA NUEVA CULTURA DEL AGUA, así como la vinculación de todos los elementos que conforman la gestión integral de los recursos hídricos –desde el campo biofísico y ecológico con la realidad socio-económica– de manera armónica”.

Además, en palabras del propio legislador perredista, se pretendía desde entonces aumentar el número de plantas tratadoras de agua en los diversos municipios del estado, y generar una situación financiera adecuada para evitar que dichas instalaciones se convirtieran en “elefantes blancos”.

Se dan prórroga para dictaminar cuenta pública 2009

Luego de exponer que es necesario contar con un plazo mayor para allegarse de mayores elementos entre los documentales, testimonios y periciales que normen el criterio a adoptar, y para poder emitir un dictamen debidamente sustentado para la cuenta pública del ejercicio 2009, los legisladores consideraron el punto como de obvia y urgente resolución.

Inmediatamente se procedió a su discusión y, en su caso, aprobación, resultando que con 21 votos a favor, por unanimidad, se aprobaron los legisladores una “prórroga suficiente” para dictaminarla, aunque dicho término no especifica una fecha o plazo específico para hacerlo.

Critican la marcha… y a los marchantes

El tratamiento de Asuntos Generales fue oportunidad aprovechada por el diputado Jorge Álvarez Máynez para señalar, desde la máxima tribuna, que la marcha que en esos momentos llevaban a cabo diputados, alcaldes y cientos de habitantes de varios municipios del estado, “es simplemente electoral, andan queriendo sacar raja política cuando por la vía del debate yano lo pudieron hacer”.

Aseguró que la sociedad zacatecana en general no sustenta esta marcha, que tiene grandes visos de irresponsabilidad y que degrada la función del legislador, “prestarse a eventos como éste, daña la institucionalidad que debe prevalecer en Zacatecas”, dijo.

Más aún, aventuró que con este tipo de manifestaciones “se deteriorará el ya de por sí alicaído nivel del debate público, no nos podemos dar el lujo de perder el tiempo en un proceso electoral que se definirá de otra manera; se acabaron los gobiernos del cambio, los gobierno de la reversa. Ahora la gente voltea a ver los gobiernos que entregan resultados”.

Por su parte, el diputado Xerardo Ramírez expresó que “los recursos no se obtienen en Palacio de Gobierno, se tramitan y se destinan aquí, en la Legislatura. El asunto es no hacerlo con marchas o berrinches, denigrando nuestra labor como diputados”.

Sin embargo, fue el diputado Ramiro Rosales quien opinó en contrario a lo señalado por los noveles políticos.

Dijo no compartir sus aseveraciones pues, alcaldes o no, diputados o no, todos ellos tienen el derecho a manifestarse. “Si así consiguen o no recursos o respuesta de la autoridad, es su decisión y facultad. Lo que no está en su decisión, es que los municipios están en dificultades financieras, y en eso sí tenemos que ver nosotros”, reconoció.

Dijo a sus compañeros diputados que, llegado el momento, “tendremos que ver el presupuesto, y habrá que dejar de lado cualquier interés de orden electoral, de grupo o de partido en cualquier municipio”.

Y puntualizó que “tenemos serias dificultades estructurales en los municipios, y para revertirlo, hay que tomar las decisiones con los propios alcaldes. Por tanto, no será la última marcha, habrá más, en la búsqueda de recursos, pero los alcaldes que hoy luchan en las calles, y los que están en su oficina, y los que están en la ciudad de México gestionando, merecen todo el respeto”.


Los comentarios están cerrados.