Piden coalición internacional para Siria

Beirut, Líbano- Estados Unidos propuso el domingo crear una coalición internacional para apoyar a la oposición de Siria luego de que Rusia y China bloquearon un intento de la ONU de terminar con casi 11 meses de derramamiento de sangre.

“Enfrentados con un Consejo de Seguridad castrado, tenemos que redoblar esfuerzos fuera de las Naciones Unidas con aquellos aliados y socios que apoyan el derecho del pueblo sirio a tener un futuro mejor”, dijo la Secretaria de Estado Hillary Clinton.

La probabilidad de una cruenta guerra civil aumentaría debido a que los sirios que están siendo atacados por su Gobierno tratarán de defenderse, a menos que la comunidad internacional provea otro camino, advirtió.

Su llamado apunta a la formación de un grupo formal de naciones que coordine la asistencia a la oposición siria, similar aunque no idéntico al Grupo de Contacto sobre Libia que supervisó la ayuda internacional a los rebeldes que derrocaron a Muammar Gaddafi.

Mientras, soldados rebeldes dijeron que el uso de la fuerza era ahora la única manera de derrocar al Presidente Bashar al-Assad, cuyo régimen prometió endurecer la represión militar.

La amenaza de ambos bandos de radicalizar sus posiciones aumentó el potencial de que la revuelta en Siria llegue a una nueva fase que podría degenerar en una guerra civil.

El levantamiento inspirado en otras revueltas árabes comenzó en marzo con protestas pacíficas contra el régimen de Al-Assad, lo que generó una violenta represión por parte de las fuerzas gubernamentales.

Los soldados que desertaron para unirse al levantamiento comenzaron después a proteger a los manifestantes de los ataques.

En los últimos meses, los desertores, conocidos como el Ejército Libre de Siria, atacaron a tropas del régimen; además, han tratado de establecer el control en zonas afines a los opositores al régimen. Sus acciones han ocasionado que el Gobierno responda con mayor severidad.

Más de 5 mil 400 personas han sido muertas desde marzo, de acuerdo con la ONU, y ahora los opositores al régimen temen que Al-Assad se sienta protegido por su aliado Moscú y desate mayor violencia contra los manifestantes.

Después del veto de Rusia y China a una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU no hay otro camino que la acción militar para derrocar a Al-Assad, señaló el comandante del Ejército Libre de Siria, coronel Riad al-Asaad.

“Siria está ocupada por una pandilla criminal y debemos liberar al país de esta pandilla”, respondió, por su parte, al-Asaad, en conversación telefónica. “Este régimen no entiende el lenguaje de la política, sólo entiende el lenguaje de la fuerza”.

Los comentarios se han cerrado.