Mejorará seguridad energética acuerdo firmado con México: EUA

Washington.- El Departamento de Estado consideró hoy que el acuerdo firmado sobre yacimientos transfronterizos entre México y Estados Unidos mejorará la seguridad energética en la zona y permitirá explorar nuevas oportunidades de negocios.

“El acuerdo está diseñado para mejorar la seguridad energética en America del Norte y apoyar nuestra obligación de ejercer un responsable manejo de (estas reservas) en el Golfo de México”, indicó la dependencia en un comunicado.

El “Acuerdo entre los Estados Unidos Mexicanos y los Estados Unidos de América relativo a los Yacimientos Transfronterizos de Hidrocarburos en el Golfo de México” fue firmado en Los Cabos por la canciller mexicana Patricia Espinosa y su colega estadunidense Hillary Clinton en presencia del presidente mexicano Felipe Calderón.

La dependencia destacó que el acuerdo alentará que empresas privadas estadunidenses busquen proyectos de desarrollo para explotar reservas petroleras o gasíferas en dicha zona y que se busquen nuevas oportunidades de cooperación con la petrolera estatal Pemex.

El acuerdo fue el resultado del compromiso adoptado entre el presidente Calderón y su homólogo estadunidense Barack Obama al término de la visita del primero a Washington en mayo del 2010.

De acuerdo con el Departamento de Estado, el acuerdo establece el proceso de cooperación para manejar los recursos energéticos que pudieran encontrarse lo largo de la frontera entre ambos países en el Golfo de México.

El instrumento “ofrece un marco legal a posibles actividades comerciales en los límites marítimos (entre ambos países), y fija guías claras para el desarrollo transfronterizo”, puntualizó la dependencia.

“Este acuerdo ha sido un catalizador para una mayor participación entre nuestras respectivas agencias reguladoras de seguridad para los sectores petroleros y gasíferos”, apuntó el documento.

México es actualmente uno de los tres principales exportadores de petróleo a Estados Unidos después de Canadá, cuyas cifras alcanzaron 1.3 millones de barriles diarios en 2010.

Los comentarios se han cerrado.