Agencias
Agencias

México.- El papa Francisco se unirá a las celebraciones del bicentenario de la terminación de la Catedral Metropolitana, informó hoy la Arquidiócesis Primada de México.

«Me uniré a todos los pastores y fieles de esa Iglesia particular en la acción de gracias a Dios por los dones recibidos», escribió el Sumo Pontífice en respuesta a la carta que le envió en días pasados el cardenal Norberto Rivera Carrera para informarle sobre los festejos de los 200 años de la Catedral.

El máximo jerarca de la Iglesia católica correspondió con otra misiva en donde, encomendó, «todos estos buenos deseos al materno amparo de Nuestra Señora de Guadalupe, nuestra Madre del cielo».

Que Ella sea para toda la Arquidiócesis de México brújula y estrella que conduzca a Cristo, fruto de su vientre. Que Ella custodie con su protección y mantenga fieles en el camino de la santidad a todos los sacerdotes, religiosos, religiosas, seminaristas y fieles de esa comunidad arquidiocesana.

Este es parte del texto difundido por la Arquidiócesis Primada de México, tanto en el semanario Desde la Fe, como en las parroquias de la ciudad.

Además, el Santo Padre pidió a Rivera sus oraciones: «querido hermano, te pido, por favor, que reces y hagas rezar por mí en esa Catedral. Mucho lo necesito. Con estos sentimientos, imparto de corazón la bendición apostólica, prenda de copiosos favores divinos».

El Papa Francisco dijo que esta conmemoración es ocasión para mirar al pasado, robustecer el presente y vislumbrar el futuro. Pero no se trata sólo de volver la vista atrás, «una oportunidad como ésta ha de convertirse en un fuerte estímulo espiritual para asumir con alegría la gran tarea que todo bautizado tiene hoy de ser discípulo y misionero de Jesucristo», refirió.

En la Catedral, corazón de la diócesis, el obispo lleva a cabo la acción más venerada y santa que se puede realizar: la Eucaristía, memorial de la muerte, pasión y resurrección de Nuestro Señor. Participemos en ella con devoción y saquemos de la mesa del Señor fuerzas para dar testimonio por doquier del amor que Dios nos tiene, en cualquier ambiente donde nos encontremos y con todos los que nos rodeen, en especial los más desfavorecidos.

En conferencia de prensa, al término de la misa presidida por el cardenal Rivera Carrera en la Catedral Metropolitana, el vocero de la Arquidiócesis Primada de México, Hugo Valdemar, leyó la carta enviada por el Papa Francisco.

A las celebraciones de la Catedral a celebrarse del 15 de agosto al 28 de noviembre, ha sido invitado el presidente Enrique Peña Nieto, quien se prevé participe en la clausura.

También fue invitado el jefe de gobierno, Miguel Ángel Mancera, quien aún no confirma su asistencia. Hasta el momento están confirmados 11 embajadores, detalló.

 


Los comentarios están cerrados.