Se la tomaron muy en serio los señores concejales del ayuntamiento capitalino, en el asunto ese de liberar los espacios peatonales del Centro Histórico de Zacatecas y, al mismo tiempo, parece que ya se metieron en camisa de 11 varas

En días pasados, falló la intentona de meter en cintura a los comerciantes del Mercado Arroyo de la Plata que, poco a poco, se vienen “comiendo” la banqueta al sacar sus mercancías y expandir los locales que tienen. No los hicieron moverse, y hasta los enojaron.

Según trascendió, también intentarían lo mismo con los locatarios del pasaje comercial ubicado frente a las oficinas de Correos, y se avizora que tendrán el mismo resultado. Enojar a los comerciantes. ¿Le dejarán la plaza “calientita” a la próxima alcaldesa Judit Guerrero? Quizás…

La austeridad pregonada –y la falta de dinero, claro– se vio reflejada este año en las decoraciones navideñas en las calles y bulevares de la capital. Menos luces, menos espectacular, sin pistas de hielo

Pero el colmo es que hasta esas “minimalistas” decoraciones la están llevando de la manera más fea, pues, según circula en redes sociales, ¡hay gente más fregada que se las está robando! Sobre todo las de los bulevares.

Seguramente también por falta de recursos para comprar una serie de lucecitas navideñas con las cuales adornar su casa, ya hubo quién se llevó las instaladas en varios árboles de la principal vialidad metropolitana. Y ni cómo hallar a los culpables. Ah, raza…

Mejor que la gente de Tránsito del Estado, varios chavos del campus del Instituto Politécnico Nacional que tiene sede en Zacatecas (la UPIIZ) se pusieron las pilas y desarrollaron una plataforma tecnológica que –dicen– puede competirle a Uber.

Para algunos chismosos, es una ayuda que de aprovecharse bien, pondría a los taxistas en igualdad de condiciones para ganarse a los clientes del transporte público que buscan, con un teléfono inteligente, conseguir un mejor y más rápido servicio.

Sin embargo, dicen los criticones que siempre abundan, lo único que le faltaría a este sistema es… que los taxistas que no lo hacen, se pongan también las pilas en cuanto a actualizarse, vestirse adecuadamente, brindar mayor cortesía, cobrar lo que se debe cobrar, usar el taxímetro, traer limpio el coche, dejar de proferir palabrotas, ceder el paso… y ahí síganle.

Un tanto empañada ha resultado la principal fiesta del conurbado municipio de Guadalupe, su fiesta patronal, debido a dos factores: la violencia entre delincuentes y la ineficiencia del patronato que la organiza.

Por un lado, los constantes ataques, entre presuntos miembros de la delincuencia organizada, siguen poniendo a Guadalupe a la cabeza de la lista violenta en el estado, sin que, al parecer, haya manera de pararla, dicen los viperinos.

Y, por otro, cuentan los mismos chismosos que si hay cosas que han salido bien en la feria, más bien ha sido milagro de la virgen de Guadalupe, que hoy celebra su fiesta, porque si por el patronato fuera, ya hubiera fracasado tooodo. ¿Y el alcalde Enrique Flores Mendoza? Bien, gracias.


Los comentarios están cerrados.