GUILLERMINA MIRANDA/NTRZACATECAS.COM
GUILLERMINA MIRANDA/NTRZACATECAS.COM

JEREZ DE GARCÍA SALINAS. Las enfermeras Yadira Judith Martínez Hernández y María Angélica Ureño Nevares, con 25 y 23 años de servicio, respectivamente, siguen enamoradas de su profesión, como cuando comenzaron a estudiarla.

Ambas son parte del personal que labora en el Hospital General de Jerez, donde son reconocidas entre sus compañeras por la experiencia que tienen y el trato amable que brindan diariamente a sus pacientes.

Yadira Judith afirmó que decidió ejercer esta carrera por el deseo de ayudar a sus semejantes, y aunque le ha tocado desempeñarse en varios hospitales de distintos municipios, siente preferencia cuando le asignan recién nacidos.

Martínez Hernández consideró que todo lo que implica su labor debe hacerse con profunda vocación para servir a los demás.

Con un cúmulo de experiencias en la enfermería, refirió que todavía hay casos que le sensibilizan, al extremo de llorar por sus pacientes, además de hacer verdaderos lazos de amistad con algunos de sus familiares.

María Angélica es otra de las enfermeras con mayor número de años de servicio, quien explicó que desde que tuvo uso de razón se inclinó por la enfermería, deseo que pudo cumplir hace 23 años.

Desde entonces, Ureño Nevares labora en el mismo hospital, y aunque su mayor formación es en áreas administrativas, también recordó que entre las mayores satisfacciones que ha recibido a lo largo de su carrera es el reconocimiento de pacientes y familiares hacia el trabajo que realizan.

Otro de los aspectos que nunca olvidará es el ser madrina de un recién nacido que se encontraba en el área de pediatría en estado crítico de salud y que posteriormente pudo sobrevivir.

María Angélica Ureño consideró que, con el paso de las décadas, algunos profesionistas en enfermería han perdido el sentido humano hacia sus pacientes, por lo que pidió a quienes estudian esta noble carrera que se esfuercen por dar un trato especial en cada uno de los casos que se les asigne.


Los comentarios están cerrados.