LEÓN GUERRA | NTRZACATECAS.COM
LEÓN GUERRA | NTRZACATECAS.COM

Guadalupe.- José Vázquez, de 35 años, denunció a NTR Medios de Comunicación que fue víctima de discriminación por parte de elementos de la Policía Municipal de Guadalupe, luego de protagonizar un choque lateral contra una mujer policía.

Narró que el hecho ocurrió en días pasados, donde la mujer circulaba a exceso de velocidad, sin casco, ni licencia, sobre la calle Escuela de Enfermería, en el fraccionamiento Valles del Conde, cuando él acababa de salir de una veterinaria a donde había acudido a dejar un medicamento.

Cuando iba a retornar con dirección al bulevar, la oficial quiso ganarle el paso, situación que no pudo evitar José por lo que terminó envistiéndola, por lo que arribaron diversos elementos de seguridad cerrando calles como si se tratara de un hecho delicado, mencionó.

Reprochó que sin haber motivos fue tratado como un “delincuente” debido a los tatuajes en su rostro y brazos y al querer llegar a un acuerdo, el hombre aseguró que tanto los policías como los oficiales de Tránsito manipularon el peritaje.

Al ver el maltrato que padecía el hombre, algunos clientes de la veterinaria, incluso la misma dueña del lugar, se acercaron para defenderlo.

Declararon que la policía motorizada amenazó con arrestar a la doctora encargada del lugar, y jamás quitó la mano de su arma de cargo; después los vehículo fueron enviados al corralón donde el automóvil estuvo por dos días.

“Fui a Tránsito durante dos días pero nunca encontraba al encargado de liberar las unidades, mismo que se identificó como el licenciado Jesús Hernández Villa”, aseveró.

Sin embargo, agradeció la intervención del director de la Policía Municipal, quien no estaba enterado de la situación pero al percatarse del asunto, a la brevedad se agilizó el trámite para que se liberara su auto, incluso lo invito a levantar su respectiva denuncia por abuso de autoridad.

Aunque finalmente todo pudo solucionarse, José Vázquez hizo un llamado a las autoridades, para que no se realicen actos arbitrarios solo por la apariencia de una persona.


Deja un comentario