Impuestos
Si la directora del Siapasf Laura (ita para sus cuatas) Herrera, creía que lo peor ya había pasado, mal se imaginó, pues ahora los mineros ya se pronunciaron en contra del cobro por el saneamiento de aguas residuales y dicen que no descansarán hasta que no lo quiten, ¡uuuy que miedo!

Cuentan en los pasillos del Siapasf que si con el gobernador Alejandro Tello (Alex para su esposa) y el alcalde José (Pepe para los cuates) Haro no se tentaban el corazón, lo que le espera a Laurita es inimaginable y más hora que destapó sus intenciones por ser diputada local.

Los mineros se dicen hartos de que a base de cobros de nuevos impuestos y aumentos a los ya existentes las autoridades quieran sanear las finanzas que por malos manejos se hicieron en distintas áreas y dijeron que están dispuestos a luchar por el pueblo.

Cansados
En una bomba de tiempo se ha convertido el Hospital General de Fresnillo, la cual, si no estalla por la sobredemanda que se tiene, lo hará porque algunos doctores comenzarán a revelarse por las excesivas cargas de trabajo.

En días recientes, un grupo pequeño de doctores y personal del área de Pediatría y Ginecobstetricia decidieron organizarse y manifestarse ¡qué fuerte!, para ver si de esta manera el titular de la SSZ, Gilberto Breña Cantú, se digna a girar su mirada hacía Fresnillo.

Cuentan los chismosos que a casi siete meses de que rindió protesta Gilberto Breña Cantú no se ha parado ni una sola vez en el hospital general, para cuando menos presentarse ante los trabajadores y conocer cuáles son las principales necesidades que presenta.

Plagio
Peor que un niño chiquito anda el regidor more-priista Rubén Méndez, ya no puede ver nada porque todo se le antoja. Recordará usted, estimado lector que Lady Charco (Marisol Gamboa, para los cuates) empezó a llevar tamales al hospital y a los dos días él ya estaba haciendo lo mismo.

Ahora resulta que ya se le antojó entregar uniformes deportivos como a Jesús (Chuy Calcuta, para sus fieles) Badillo, pero no conforme con copiarle la idea, Rubén Méndez le pide apoyo al regidor como empresario para poder ajustar la compra de lo que los deportistas le piden, ¡que osoooo!

No sólo copia y roba ideas, sino que también si a un regidor le dan algo, para pronto va y hace berrinche a la oficina del alcalde y pide lo mismo amenazando con que de lo contrario votará todo en contra. Cuentan los chismosos que, en días recientes, se enteró que algunos les dieron dos pies de casa y más pronto que tarde llegó a reclamar los suyos.


Los comentarios están cerrados.