NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM
NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM

Fresnillo.- La riqueza de un pueblo se basa en sus historias, aquellas que quedaron plasmadas para siempre a través de los inmuebles, esos que no tienen costos con números inimaginables sino su esencia, sus vestigios y sus propios relatos.

Uno de los edificios imponentes de El Mineral es el que ahora lleva el nombre de Mercado de Discos; primero fue una casona de un minero, a inicios del siglo 19.

Carlos López Gámez, historiador y representante del Centro de Investigaciones Históricas de Fresnillo, explicó que la historia de este edificio fue breve, pero muy importante.

Luego de ser casa de una de las familias mineras más importantes de la demarcación, según los apuntes del historiador, Eufemio Robles la convirtió en el Hotel Cecy, uno de los más importantes de Fresnillo, pues era céntrico y de gran gusto arquitectónico, hasta el primer tercio del siglo 20.

Dejó de funcionar como hotel hasta finales de los años 40 y, a partir de los 50, el edificio fue arrendado por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

“El objetivo era instalar la clínica del hospital del Seguro Social. Comenzó con instalaciones modestas de consulta externa, servicios subrogados en sanatorios particulares, pero pronto el IMSS se establece en esta finca”, detalló el historiador.

La parte baja eran consultorios de consulta externa y oficinas administrativas y, en el segundo nivel, un quirófano y encamados.

Algunos de esos vestigios perduran, pero además, explicó, “solamente hace falta conocer las instalaciones y se puede aún percibir la esencia de un hospital”.

Cuando iniciaron los años 70, el número de derechohabientes aumentó y se reclamaron más servicios, por lo que el nosocomio cambió de lugar.

“Este edificio se queda por un tiempo sin uso, se vende y lo adquiere la familia Rodríguez Franco, y realizan obras de restauración y acondicionamiento total con el propósito de hacerlo un centro comercial; lo proyectan también como un centro de exposiciones, es decir, centro cultural, donde hubo conferencias, presentación libros y exposiciones”, añadió el historiador.

Actualmente, este edificio es un mercado de disco, el cual conserva la mayoría de los vestigios de la arquitectura y es considerado Patrimonio Cultural de Fresnillo.

“Está vivo el edificio y es testimonio de diferentes épocas”.

Cuenta la leyenda…

Como todo edificio histórico, este inmueble cuenta con su leyenda por ser una de las primeras casonas de El Mineral.

El edificio es contiguo a lo que era la casa de las monjas, que asistían al Templo de Nuestra Señora de la Purificación, pero luego de varios cambios en la comunidad religiosa, las madres se mudaron.

Se dice que una monja se aparece entre los balcones del lugar, dejando a más de uno congelado ante la imagen misteriosa.


Los comentarios están cerrados.