NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM
NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM

FRESNILLO. Julieta Ortega González, directora del Instituto de la Mujer Fresnillense (Inmufre) aseguró que de las 25 personas que acuden semanalmente a pedir apoyo o asesoría legal, luego de la agresión por sus parejas, sólo dos concluyen los trámites.

Las demás personas deciden no continuar con las denuncias o con el apoyo psicológico que les brinda, debido al miedo o por la violencia económica que sus parejas ejercen sobre ellas.

“Es decir, las mujeres agredidas en la mayoría de las ocasiones dependen al cien por ciento de sus parejas económicamente hablando, por lo que les da miedo quedarse sin un sustento para ellas o para sus hijos”, explicó.

Ante este panorama determinó que se les brinda asesoría para que acudan a talleres que les brinde un conocimiento y, después, les genere ganancias económicas, pero muchas veces no lo entienden.

Las denuncias, lamentó, nunca llegan a realizarse, luego de la asesoría se les acompaña a interponer su queja, para que la pareja sea detenida y deciden no hacerlo, esto porque piensan que si salen les va ir peor, en cuestión de agresiones.

“No comprenden que nosotros salvaguardamos su integridad en caso de sentirse vulnerables, por ello es que desisten”.

González Ortega dijo que es preocupante es que los fresnillenses no tengan la cultura de la denuncia y si la de aguantar, pues todo lo dejan pasar, por ello el miedo siempre está presente.

Mencionó que la institución no las puedes obligar, por ello es que se actúa poco en estos casos de agresión, no porque no exista, tal es el caso del feminicidio que se dio hace algunos días en Fresnillo.

Pidió a la ciudadanía acercarse y no tener temor, pues además de la asesoría legal y psicológica se salvaguarda su integridad.

Explicó que incluso un divorcio puede tener un final no lastimoso para los integrantes de una familia si se acercan a solicitar el apoyo.

 


Los comentarios están cerrados.