STAFF | NTRZACATECAS.COM
STAFF | NTRZACATECAS.COM

El uso excesivo del celular, además de tener consecuencias psicológicas, ocasiona diversas alteraciones en nuestro organismo; afecta más a niños, adolescentes y jóvenes, ya que, a pesar de que formalmente no se considera una adicción, sí es un exceso nocivo, explicó la médico general, Alicia López Escobedo.

El aumento del uso del celular ha provocado que actualmente se presenten casos de miopía, hipoacusia y daños en la columna vertebral en adolescentes y jóvenes, además de cambios repentinos de conducta, ya que las radiaciones electromagnéticas que emiten los celulares, después de un uso prolongado, afectan la conducción eléctrica de las neuronas y cambian el impulso nervioso.

Detalló que la luz que emite el teléfono por la pantalla incide en la secreción de melatonina, lo que provoca insomnio e irritabilidad, así como ansiedad, debido a que este tipo de estímulos crea una dependencia.

Asimismo, si se altera el equilibrio eléctrico del organismo, puede causar tumores, sordera, alteración de las emociones e incluso aislamiento, además de que limita la capacidad de reflexión y análisis; en los niños provoca estrés infantil, vida sedentaria y obesidad.

Se pueden distinguir algunos signos para darnos cuenta si usamos el teléfono celular en exceso, como dolores de cabeza repentinos, manejo del celular con desesperación, posturas incorrectas, cambios alimenticios y creación de amigos ficticios en niños.

Planteó la importancia de aprender a darle al teléfono móvil un uso adecuado y destinar tiempo para el entretenimiento y la utilización de materiales de aprendizaje y positivos, con disciplina, y poniendo énfasis en la investigación y el análisis para que no se pierda dicha capacidad, ya que las personas se exponen a una sobre carga de información.

Algunas afecciones por el uso excesivo del teléfono móvil

-Problemas en la columna

-Hipoacusia

-Miopía

-Insomnio

-Cambios repentinos de carácter


Los comentarios están cerrados.