FRANZELY REYNA | NTRZACATECAS.COM
FRANZELY REYNA | NTRZACATECAS.COM

Zacatecas El obispo de la Diócesis de Zacatecas, Sigifredo Noriega Barceló, opinó que la flexibilidad en los valores y la educación, como la reducción de los contenidos de cívica y ética, ha favorecido la degeneración del tejido social, lo que deriva en los altos índices de violencia que padece Zacatecas.

Detalló que aunque se desea la solución ésta no llega con cambios de personajes dentro del gobierno estatal, además de que, “estos hechos nos deben obligar a hacer algo, por lo que debemos sembrar semillas de paz y de respeto”.

Ambos valores, aseguró, se encuentran en escasez en los institutos educativos de la entidad, ya que no se imparten, por lo que llamó a fortalecer la educación cívica y ética en las escuelas y en las familias, primordialmente.

Noriega Barceló reconoció el papel fundamental que juega la Iglesia católica en el hecho de impartir los valores en conjunto con la sociedad, “es lo básico porque es como vamos a tener buenos ciudadanos”.

Dentro del sistema penitenciario, aseguró, también se debe de llevar un trabajo en conjunto; sin embargo, se limitó a exponer el papel de la iglesia dentro de los centros de reinserción social.

“Cada quien tiene su papel. Como iglesia nosotros tratamos de atender a los presos, con servicios de evangelización, formación espiritual y servicios personalizados de consuelo, inclusive brindar apoyo a la familia”, subrayó.

A pesar de ello, el obispo aseveró que nadie puede garantizar la reinserción social de las personas que se encuentran en prisión, “nadie puede garantizar lo que depende de la libertad de las personas, nadie lo puede garantizar”.

Detalló que la obligación del estado es garantizar buenas condiciones dentro de los centros de reinserción social, para que los presos cuenten con buenas herramientas a la hora de salir; sin embargo, admitió que según estudios de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Zacatecas (CDHEZ), no se cumplen las expectativas para brindar buenas condiciones.

 


Deja un comentario