LETICIA MONTAÑEZ | NTRZACATECAS.COM
LETICIA MONTAÑEZ | NTRZACATECAS.COM

SOMBRERETE. La práctica de cloración es una actividad que se realiza periódicamente, ya que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) verifica la calidad del líquido cada mes por medio de distintas muestras, informó Bertha Gómez Delgado, encargada del departamento de Agua Potable y Alcantarillado.

Dio a conocer que nueve comunidades fueron beneficiadas con la entrega de hipoclorito de sodio para este proceso: Bañuelos Nuevo, con 500 kilos; Niño Artillero, 500 kilos; Ojo de Agua, 500 kilos; Providencia, con 495 kilos; Ricardo Flores Magón (La Ciénega), 500 kilos; San José de Félix, 800 kilos; San José de Ranchos, 700 kilos; San Martín, con mil 150 kilos y Colonia Hidalgo, con mil 200 kilos.

El apoyo, agregó, fue gestionado por el presidente municipal, Ignacio Castrejón Valdez, ante la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

Por lo que respecta a la supervisión de la Conagua, detalló que periódicamente se realizan inspecciones o pruebas de agua en distintas zonas para medir el grado de cloración de la misma.

“Cuando hay una disminución, se envía un oficio que notifica la deficiencia para que se corrija.

Es una responsabilidad que se tiene frente a la ciudadanía, que el servicio del agua deba ofrecerse con el debido tratamiento para el consumo humano”, dijo.


Los comentarios están cerrados.