NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM
NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM

El mal uso de las redes sociales puede generar desintegración familiar

 

Fresnillo.- Aunque la infidelidad es un tema que en la sociedad afecta sobremanera, en la actualidad se ha vuelto común a través de redes sociales, lo que genera consecuencias irreversibles dentro del hogar, una de ellas la desintegración familiar.

El Instituto de la Mujer Fresnillenses (Inmufre) ha detectado que entre 5 y 10 por ciento de los divorcios se derivan de problemas causados en redes sociales.

Paola Lorena Jiménez Bravo Piña, jurídico de Inmufre, destacó que esta es una condición de moda que genera consecuencias negativas ante la sociedad y cuando las redes sociales no son utilizadas correctamente se da la trata de personas, pornografía, abuso infantil y ahora es cada vez más común la infidelidad por estos medios.

Consideró que las redes sociales se prestan a tener relación con otras personas y pueden ir más allá de una amistad, lo que genera desunión familiar y luego vienen los divorcios.

Julieta Ortega González, directora del instituto, afirmó que atienden distintos asuntos de divorcios generados por infidelidad a través de redes sociales, donde en ocasiones ni siquiera se conocen las personas físicamente ni saben si son quienes dicen ser; sin embargo, ya se dio la infidelidad y el daño familiar.

Detalló que, incluso, dentro de los mensajes en redes sociales llega a existir intercambio de imágenes que pueden ir desde el rostro o un simple beso a fotos subidas de tono, lo mismo que las conversaciones.

“Las redes sociales se están mal utilizando, se necesita fomentar valores, pues muchas veces los padres están metidos en Facebook y ya los hijos dejan de ser prioridad, lo que es muy lamentable”, refirió Jiménez Bravo Piña

Reconoció que, aunque los casos son pocos, lo realmente preocupante es que van en aumento.

Ante ello, el Inmufre se prepara con capacitaciones constantes tanto en lo jurídico como en lo psicológico, pues existen distintos delitos electrónicos y, aunque las características de una infidelidad virtual no son consideradas como un delito, sí cuando se sobrepasan límites, es decir, cuando las personas se conocen físicamente y cometen adulterio.

“La Internet y los distintos temas que se derivan de ésta van a pasos agigantados; hay acoso, infidelidad, abusos, por ello es necesario que las personas conozcan que en Inmufre les podemos ofrecer asesoría legal; también se apoya a hombres víctimas de violencia”, expuso la abogada.

Enfatizó que es importante redoblar esfuerzos en el fomento de valores para tener una familia unida y concientizar a los integrantes de ésta de que los aparatos electrónicos son importantes pero no deben ser prioridad.


Los comentarios están cerrados.