Tiradores

Ayer los diputados locales, en sesión de periodo extraordinario, abrieron las puertas para que la próxima semana se apunten tooodos los tiradores que tengan sueños, aspiraciones, anhelos, ansias locas (o hasta necesidad) de un laaargo hueso para roer durante algunos años, en la titularidad de la muy recientemente creada Fiscalía General del Estado de Zacatecas.

Según explicaron en la convocatoria, el llamado está abierto a todos aquellos abogados zacatecanos que cumplan con los requisitos y que estén dispuestos a participar voluntariamente en este ejercicio democrático y plural del que saldrá una lista de cinco, que le enviarán al gobernador y regresará para que lo voten en secreto, y así legitimen… a Francisco Murillo Ruiseco. O qué, ¿alguien lo dudaba? Bueno, eso dicen los chismosos.

 

Listos

Los señores de la asociación civil que congrega a los comerciantes del centro histórico (aunque algunos ni lo sean), son bien listotes: con tal de ser fieles a sus principios (como el de jeringar cada que pueden a Judit Guerrero), ayer lograron anotarse el triunfo de hacer valer el acuerdo y detener la obra en la Avenida Hidalgo, hasta que acaben la de la calle Tacuba.

O sea, como dicen las lenguas viperinas, lograron atrasar la culminación del proyecto. Cuando llegue Semana Santa, seguramente volverán a retrasarlas con el pretexto de que hay muchos turistas y les afectan las ventas, y luego vendrá otro argumento, y luego otro más, y al final le volverán a echar la culpa al Ayuntamiento capitalino. Son bien listotes.

 

Sobre pedido

Según varios enterados (bastante chismosones), la nueva vocera de seguridad, Rocío Aguilar, ya dio la cara a algunos medios y les dijo que sí se va a dar a conocer la información del rubro, pero sólo cuando la soliciten los reporteros. Así que si éstos no se enteran y no la solicitan, ¿entonces será como si no hubiera pasado?

Eso sí, cuentan que prometió que vendrán nuevas estrategias en redes sociales y páginas oficiales de las dependencias de seguridad, para prevenir a la gente en casos de emergencias. No dijo si será sólo cuando se dé cuenta la gente y si esa nueva “estrategia” les ayudará a bajar las cifras de muertos, porque de muchos de ellos ni se sabrá. Bárbaros.

 

Sordos

Al frasco de veneno están empezando a caer, como gotas de rocío, un montón de quejas contra una dependencia federal que no atiende sus quejas precisamente. Y es la Procuraduría Federal del Consumidor, donde dicen que despacha Óscar del Real, pero parece que sólo está él porque nadie más atiende ni los teléfonos.

Que si en tiendas departamentales venden productos caducos o en mal estado, o que si hubo chanchullos en la compra de un teléfono celular, o en los servicios de televisión de paga, todos los quejosos parece que reciben el mismo trato: en la Profeco los ven chiquitos y orejones, y ni caso les hacen. ¿Dónde se puede uno quejar de semejante sordera?

 


Los comentarios están cerrados.