*Pedro de León Mojarro
*Pedro de León Mojarro

El sábado 20 de enero de 2018, en el puente internacional de Ciudad Juárez, empezó la Caravana por la Dignidad Unidos con Valor encabezada por el gobernador de Chihuahua, Javier Corral, en un recorrido que tenía la finalidad de llegar a la Ciudad de México. La bandera fue la lucha por el Federalismo, por la autonomía financiera de las entidades, pero sobre todo, contra la corrupción y la impunidad. A su paso por las entidades de Chihuahua, Durango, Coahuila, Nuevo León, Zacatecas, Aguascalientes, San Luís Potosí, Guanajuato, Nayarit, Jalisco, Michoacán, Morelos y la Ciudad de México, en el recorrido que duró 15 días, fue apoyado por organizaciones de la sociedad civil, empresarios, universitarios, líderes sociales, periodistas y muchos más. La exigencia era justa y legitima, que el presupuesto del pueblo de Chihuahua no fuera rehén de un Pacto de Impunidad, y que el Gobierno Federal fuera un aliado antes que un enemigo. Como siempre lo he expresado, en materia de corrupción no hay buenos ni malos, todos somos responsables, unos por acción otros por omisión. El domingo pasado, la Caravana llegó a su fin con un evento en el Hemiciclo a Juárez, enmarcado por el acuerdo que finalmente se llevó a cabo entre el gobernador de Chihuahua, Javier Corral y el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, en el que Corral agradeció el trabajo de Navarrete, para resolver con el ejercicio de la política antes que con la fuerza y la confrontación un asunto que por su naturaleza toca las fibras más sensibles de la sociedad nacional en la crítica coyuntura por la que atraviesa nuestro país ante la corrupción y la impunidad. El Estado de Chihuahua recibe 900 millones de pesos del Fondo de Fortalecimiento Financiero que le habían retenido además de amarrar el compromiso de la extradición del exgobernador César Duarte; a cambio, el gobernador chihuahuense cede en la petición para el traslado a una cárcel federal del Lic. Alejandro Gutiérrez.

La lucha de Javier Corral que aún no ha concluido, no es cosa menor, puede ser y tal vez ya sea el principio de una cruzada por la legalidad y el Federalismo que a todas luces requiere el país no sólo los chihuahuenses. Hoy, Javier Corral no sólo es la bandera de la lucha contra la impunidad, sino también es el que ha vuelto a poner sobre la mesa la necesidad de fortalecer nuestro Pacto Federal de reconocer la libre voluntad política de las Entidades Federativas. Lo ideal y la exigencia es que los precandidatos a la Presidencia de la República, a Senadores, Diputados Federales, Gobernadores, Alcaldes y Legisladores Locales, en este proceso electoral, se comprometan firmando públicamente a hacer suya la lucha que no debe ser privativa de Javier Corral. Por los pronto Ricardo Anaya Cortés, en su calidad de precandidato a la Presidencia de la República ya lo hizo: “Javier Corral cuenta con todo mi apoyo y con todo mi respaldo. Son dos demandas absolutamente correctas, justas y legítimas. La primera es que el Gobierno Federal actúe para que se extradite a César Duarte y enfrente la justicia… Y segundo, que se le devuelva al pueblo de Chihuahua, los recursos que le corresponden…” Es notorio y reconocido que la corrupción y la impunidad prohíjan el resto de los males que padecemos, no estaría nada mal que desde los electores surgiera la exigencia para que los tres precandidatos a la Presidencia suscriban un acuerdo de respaldo a la lucha de Javier Corral que tiene un significado mucho más grande que el de inculpar al Lic. Alejandro Gutiérrez en un supuesto fraude de recursos.

 

* Presidente de Unidos Podemos A.C. ZACATECAS

Correo: pedro_deleonm@hotmail.com

Facebook: Pedro de León Mojarro

Twitter: @Pdeleonm

Sitio Web: www.pedrodeleon.mx

 


Nuestros lectores comentan

  1. José Luis Pando Hernández

    Ante la ola de comentarios, unos mal intencionados y otros tal vez mal informados, distorsionando los hechos, da gusto leer una opinión informada y congruente con la realidad. En hora buena. Saludos.

  2. José Luis Pando Hernández

    Ante la ola de comentarios, unos mal intencionados y otros tal vez mal informados, aún de gente de reconocido prestigio, distorsionando los hechos, da gusto leer una opinión informada y congruente con la realidad. En hora buena. Saludos.