STAFF/NTRZACATECAS.COM
STAFF/NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS.- “La educación y la salud son las mejores opciones para desarrollar una población”, expresó el secretario de Salud, José Narro Robles, durante la conmemoración por el aniversario 50 de la Unidad Académica de Medicina Humana y Ciencias de la Salud de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ).

Expuso que las instituciones encargadas de la salud y bienestar tienen cuatro retos importantes por encabezar: el combate y la desigualdad, la seguridad del estado de derecho de combatir la inseguridad, la mejora en la productividad y el promover la inclusión de todos los grupos, géneros y  sectores sociales.

Precisó que en los últimos 50 años los indicadores de salud en la población mexicana han tenido grandes avances, pues ha ido en aumento la tasa de en edad de vida mayor a los 65 años, y se redujo la tasa de mortalidad infantil y muerte materna.

Consideró que en un “día típico” de las instituciones públicas de salud se brindan más de 1.2 millones de atenciones diarias, se tiene alrededor de 4.4 mil nacimientos, más de 1.1 millones de consultas externas, cerca de 120 mil urgencias, poco más de 10 mil cirugías y más de 16 mil hospitalizaciones.

Detalló que en nuestro país actualmente las enfermedades crónicas como la diabetes, las cardiovasculares, el cáncer y la enfermedad renal, son los problemas que requieren de mayor esfuerzo y que se está en lucha constante para estudiar y buscar nuevos y mejorados métodos de curas.

Aplaudió que en el país se tenga un crecimiento en número de escuelas y programas de medicina, qué de 108 en 2010 pasó a 161 escuelas al año pasado, por lo que expresó que “México es un país de instituciones, por eso tenemos que ser muy responsables de lo que nos toca hacer para cuidar las instituciones, para no debilitarlas”.

Vicente Ortega Cisneros, director de la unidad académica, recordó a los presentes que la salud es un derecho humano, por lo que apeló a la ética de los estudiantes a no convertir este valor en una mercancía lucrativa y actuar siempre en apego a su juramento hipocrático, pues enfatizó que “tratamos con lo más valioso, la vida humana”.


Los comentarios están cerrados.