REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

WASHINGTON, DC. Los casos de sobredosis por opiáceos aumentaron aproximadamente en un 30 por ciento en Estados Unidos en 14 meses, según un nuevo informe del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Los datos, recopilados entre 2016 y 2017, fueron calificados por el CDC como una llamada de atención a la rápida epidemia por estas sustancias, reportó el diario británico The Guardian.

Los departamentos de emergencia de los hospitales en Estados Unidos registraron 142 mil casos de sobredosis en los 14 meses correspondientes.

Aunque no todos los casos derivaron en la muerte de los pacientes, forman parte de los efectos negativos que han tenido los opiáceos en el país.

Tan solo en 2016, las sobredosis por drogas ilícitas y de prescripción causaron la muerte de 64 mil personas.

“Nuestros resultados hasta septiembre de 2017 muestran sobredosis de opiáceos en todas las regiones, en la mayoría de estados, tanto en hombres y mujeres”, afirmó la Doctora Anne Schuchat, directora interina del CDC.

“Actualmente vivimos las tasas de mortalidad por sobredosis más altas jamás registradas en Estados Unidos”,.

El estudio presentado por la CDC analizó dos bases de datos, como la del programa Vigilancia Estatal Mejorada para Sobredosis de Opiáceos (ESOOS), la cual integra datos de 16 estados.

Al menos ocho de esos estados registraron un aumento del 25 por ciento en los casos de sobredosis.

Asimismo, dos estados informaron que los casos se duplicaron, como en Wisconsin, con un 109 por ciento, y Delaware, con un aumento del 105 por cieno.

Pensilvania registró un dramático ascenso con un 81 por ciento.

Mientras que los casos de sobredosis por opiáceos son adjudicados a regiones rurales de Estados unidos, el informe indica que las áreas metropolitanas también registraron un ascenso de hasta 54 por ciento.

El Departamento de Justicia de EU, anunció en febrero que se enfocará en los fabricantes de opiáceos y los distribuidores como parte de una nueva estrategia de la Administración de Donald Trump para frenar la epidemia.

Trump declaró en octubre de 2017 que la epidemia de opiáceos era una emergencia de salud, por lo que combatirla sería una prioridad para su Gobierno.


Los comentarios están cerrados.