REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

CIUDAD DE MÉXICO.- No es fácil obtener una victoria frente al campeón del mundo, y mucho menos cuando está desesperado por la victoria para seguir con vida, pero Corea del Sur lo logró, de la mano de su estrella Son Heung-min.
El delantero del Tottenham contagió con su ímpetu a sus compañeros, que durante 90 minutos resistieron con aplomo los embates de un equipo superior hombre por hombre y tuvieron en el tiempo de compensación el premio a su esfuerzo.
Cuando los asiáticos tuvieron oportunidad de atacar fue Son quien se encargó de generar peligro, buscando espacios y conduciendo el balón con la calidad que lo hace destacar del resto de su equipo.
Con cinco disparos, el capitán surcoreano fue el elemento que más cerca estuvo de perforar el arco alemán, especialmente cuando Manuel Neuer soltó un balón tras un tiro libre en el primer tiempo.
El destino premió su constancia permitiéndole poner el último clavo al ataúd del campeón y despedirse con un gol de la Copa del Mundo, a la vez que lo convirtió en héroe también para los mexicanos.

Son Heung-min
Delantero
25 años
1.83 m.
Tottenham (Inglaterra)

Minutos jugados: 102

1 gol anotado: 2-0 Minuto 90+6
Disparos 5
Sprints 52
Pases 17
Faltas 2

El dato
El futuro de Son Heung-min como futbolista profesional está en el aire, pues podría ser llamado por su país a realizar el servicio militar obligatorio durante dos años.


Los comentarios están cerrados.