EN FAMILIA

Cuentan los chismosos más sarcásticos del rancho que, tras su derrota electoral al competir por la diputación local en el Distrito XI, el dicharachero priísta LeRoy Barragán Ocampo no debería sentirse tan mal de que le haya ganado un candidato del PRD, porque a final de cuentas, el triunfo quedaría “en familia”. En la familia del poder, claro.

Y es que pocos se han aventado a reconocer que el triunfador, Lalo Rodríguez Ferrer, viene siendo sobrino de la actual presidente honorífica del DIF estatal y señora esposa del góber Tello, Cristina Rodríguez Pacheco. Y sí, ambos descendientes del mismísimo ex góber, Chabelo Rodríguez Elías. ¿Cuál es el problema?

ADELANTADOTE

Otro que salió con sonoro triunfo y ya dicen los chismosos que se está adelantando –y con mucho– a los tiempos, es el fresnillense Saúl Monreal Ávila, quien a decir de algunos viperinos de su círculo cercano, todavía no se sienta en la silla de la Presidencia Municipal y ya echó las campanas al vuelo, izó las velas y puso rumbo… ¡al año 2021!

Pues sí, según aseguran el benjamín del clan Monreal –aunque le choca que le digan así, por obvias razones– ya empezó a tramar una intrincada red de justificaciones para pretextar que antes de terminar, pedirá licencia para buscar la gubernatura, y que presuntamente lo hará con la bendición de su hermano mayor y del virtual presidente López Obrador. ¡Sopas!

BÍBLICOS

Pero la cosa no queda ahí, sino que también por las mismas dicen que anda ya, desde ahorita, el todavía Senador de la República –y también miembro predilecto del mismo clan, dicen–, David Monreal Ávila, sin importar que no sea la primera vez que se enfrente a su hermanito por las mismas ambiciones. Y el mismo puesto.

Así que como en la historia bíblica, seguramente –dicen los agoreros– ahí veremos nuevamente el pleito de David y Saúl por el poder. Que si Saúl envidiaba a David, que si lo persiguió, que si David se la perdonó a Saúl, y que luego éste reconoció que el bueno era David y que sería el próximo rey… bueno, eso dice la Biblia. ¿La política fresnillense dirá otra cosa? Apuesten…

CREÍDOS

Aunque hoy se darán los resultados finales de las votaciones del pasado domingo, ya desde el mismo lunes miles de candidatos “triunfadores” se montaron en el orgullo y la soberbia de presumir que ellos habían sido los que obtuvieron los votos, pero… según un montón de especialistas, están bastante equivocados si creen que fue así.

Los estudiosos en la materia destilan en este frasco de veneno que lo mejor será que no se crean que todos hicieron un “buen trabajo”. Y que se den cuenta que ni sus méritos ni sus muchos errores contaron, sino que ganaron gracias al arrastre de la ola aspiracional que levantó el hoy virtual ganador de la Presidencia, López Obrador. ¿Bajarán los pies al piso?


Los comentarios están cerrados.