MIRIAM SERRANO | NTRZACATECAS.COM
MIRIAM SERRANO | NTRZACATECAS.COM

Zacatecas.- Jorge Rodolfo “N”, probable responsable del feminicidio cometido contra la menor San Juana de nueve años, deberá enfrentar un juicio penal debido a las pruebas presentadas por el Ministerio Público (MP). Se abrió un plazo de investigación complementaria de seis meses.

Durante la audiencia, realizada en el juzgado de control, ubicado en el Centro de Readaptación y Reinserción Social (Cerereso), los padres de Ita, Olivia y Juan, estuvieron presentes, pero en una sala adjunta para proteger su integridad psicológica y no estar en la misma sala que el probable responsable de la muerte de su hija. Asignaron a Juan Manuel Mier como su asesor jurídico.

La defensa expuso que los derechos humanos de Jorge Rodolfo fueron violentados por la detención y la forma en que fue presentado y puesto a disposición de la Fiscalía General de Justicia del Estado (FGJE).

Explicó que fue detenido a las 13:10 horas, después, a las 14:45 se recibió el sello del agente del MP especializado en narcomenudeo y a las 15:11 horas el fiscal del estado, Francisco Murillo Ruiseco, en conferencia de prensa, mostró una fotografía del detenido y no el retrato hablado.

Además, el 24 de julio su representado fue entrevistado por un comandante de la Policía Ministerial del Estado (PME), quien le arrancó varios cabellos y los depositó en un sobre, al tiempo que lo obligó a fumar un cigarro y con la colilla realizó el mismo procedimiento.

Arguyó que fue golpeado con una tabla en tres ocasiones, por lo que interpuso una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos del estado, el 1 de agosto del año en curso.

Refirió que, de acuerdo al artículo 20 Constitucional, apartado A, fracción 9, “Cualquier prueba obtenida con violación de derechos fundamentales será nula”.

Por su parte, la fiscalía fue representada por Fátima Xóchitl Encina Arroyo, encargada de la Atención a Delitos Contra las Mujeres por razones de Género, quien desestimó lo señalado por la defensa y argumentó que la detención y el proceso de investigación se realizó conforme a derecho y con apego al respeto a los derechos humanos de Jorge Rodolfo.

Luego del debate interpuesto por defensa y fiscalía, se dio un receso de 20 minutos para que el juez Rodolfo Moreno Murillo tomara una determinación.

Al reanudarse la audiencia, el juez expuso los pormenores del caso y explicó que Jorge Rodolfo en la audiencia inicial, hizo uso de su derecho a guardar silencio, mientras que existen datos suficientes para establecer la posible comisión del delito de feminicidio.

Asimismo, dadas las pruebas genéticas otorgadas por el MP y que, de acuerdo con testigos, el detenido conocía a la víctima y tenía contacto con ella, por lo que existe la probabilidad de que Jorge Rodolfo sea quien ejecutó la conducta delictiva.

De igual manera, precisó que dos vecinos del lugar sabían que Ita tenía una amiga de su edad que vivía muy cerca de su casa, los padres de la amiga, Luis y Xóchitl declararon que Jorge Rodolfo vivía con ellos desde hace unos meses y que él tenía contacto con ambas niñas.

La menor, amiga de San Juana, refirió que conoce al detenido y que alguna vez la tocó lascivamente, además de que lo llegaron a ver sin ropa.

El juez puntualizó que, de acuerdo al MP, el ADN de Jorge fue encontrado en el lugar del hallazgo, en el cuerpo de la menor y en un cobertor verde que estaba a unos cuatro metros del cadáver, mismo que contenía rastros de líquido hemático y seminal.

Cabe señalar que la fiscalía informó con anterioridad que el cobertor verde se encontró en el domicilio donde Jorge Rodolfo vivía y no en el lugar del hallazgo como señaló el juez en la audiencia.

Por tanto, indicó el juez que a su punto de vista los datos de prueba otorgados por el MP merecen valor probatorio y, aunque se toma en cuenta lo señalado por la defensa, esto no logra desvalorar las pruebas presentadas.

Reiteró que lo expuesto por la defensa no se desestima, pero no puede determinarse en ese momento.

El juez explicó que la defensa señaló que después de la detención de Jorge Rodolfo pudieran corresponder a un delito de abuso de autoridad, “lo que se expuso en la queja ante la comisión de derechos humanos y tenemos conocimiento de esta circunstancia hasta este momento y se ordena dar vista al fiscal general para que inicie una investigación por estos hechos”.

De igual manera, se refirió que los datos de prueba proporcionados por MP no son destruidos por el argumento de la defensa, por lo que Jorge Rodolfo se considera probable responsable del delito de feminicidio y, por ende, se vincula a proceso.

Finalmente la fiscalía solicitó un plazo de investigación complementaria de seis meses mismo, que inició este 2 de agosto y concluirá el 2 de febrero de 2019, la defensa y el asesor jurídico estuvieron de acuerdo.


Los comentarios están cerrados.