REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

En un franco desafío a las autoridades, un comando de más de 50 hombres armados con fusiles Ak-47, R-15 y escopetas irrumpieron en la comunidad de La Laguna, del municipio de Eduardo Neri y tirotearon el cuartel de la Policía rural logrando matar a un agente y herir a cinco.

En las calles de la comunidad quedaron siete vehículos rafagueados, entre ellos dos patrullas de la Policía.

Además, en varios tramos de la carretera estatal, entre las comunidad de Xochipala y el entronque de la carretera federal Chilpancingo-Iguala, los sicarios incendiaron seis vehículos tras bajar por la fuerza a sus conductores.

Según el Vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, los delincuentes atravesaron los seis vehículos incendiados para evitar el paso de elementos del Ejército Mexicano, Policía Federal y de la Policía Estatal.

Aunque las autoridades estatales aseguraron que durante la refriega solo un policía rural estatal resultó muerto, la versión de los lugareños es de que el número de fallecidos habría sido de ocho.

Las otras siete personas muertas habrían quedado tiradas en la cancha de basquetbol, pero fueron levantadas por sus compañeros que habrían participado en los hechos.

Según los lugareños el grupo armado atacó a los policías rurales estatales que se encontraban en su cuartel y éstos últimos repelieron la agresión.

El enfrentamiento duró más de una hora, lapso en que la gente se refugió en sus casas y no salieron a las calles hasta que llegaron las fuerzas policiacas federales y estatales así como el Ejército Mexicano.

El conductor de una camioneta de pasajeros de la ruta Chilpancingo-Filo de Caballos dijo que él pudo pasar, pero uno de sus compañeros que transportaba a trabajadores y estudiantes fue levantado por el grupo armado y después incendiaron su vehículo.

Los sicarios huyeron a bordo de sus camionetas rumbo a la parte alta de la Sierra.

Más de dos mil casquillos percutidos quedaron regados en el lugar donde ocurrió la refriega.

Los grupos delincuenciales aparte de que se disputan la siembra, el cultivo y el trasiego de la amapola, también están en pugna por terrenos ubicados entre los límites de los municipios de Leonardo Bravo y Eduardo Neri en donde se cree que existen yacimientos de minerales para explotar.

Y es que esta extensa zona que abarca las comunidades de Mezcala y Carrizalillo del municipio de Eduardo Neri, se han descubierto yacimientos de oro, plata y cobre que están explotando desde hace más de una década empresas trasnacionales.

El Vocero Álvarez Heredia afirmó que los agresores se llevaron dos armas del policía muerto, una Barrigton tipo DSA, calibre 7.62 y una arma corta PX4, 9 milímetros.

El funcionario reconoció que tras estos hechos existe un clima de tensión en esta zona de la Sierra en donde desde el miércoles se encuentra resguardándola fuerzas de seguridad federal y estatal así como del Ejército Mexicano.


Deja un comentario