EL INVISIBLE

Mientras en otras épocas la presencia del gobernador en turno era súper visible en la Monumental Plaza de Toros, y hasta le tocaban la Marcha Zacatecas cuando llegaba –pa’que lo viera la gente y le aplaudiera–, ahora ya todo cambió. El góber Tello se apareció en la corrida después de su segundo informe de gobierno… y como si ni existiera.

Dicen los chismosos que llegó, para empezar, tarde, ya arrancado el festejo. Luego, se sentó allá perdido en sombra numerada, y de repente ya nomás se paró y se fue, sin pena ni gloria. Ni aplausos ni abucheos, ni reconocimiento ni rechazo. O sea, como si ni estuviera. Cuentan que el famoso “aplausómetro” le hizo la peor de las faenas: el desdén total. ¡Qué oso!

 

MOJARRA ENJABONADA

De todos los funcionarios que componen el actual gabinete, aseguran los lenguas largas del propio gobierno, el secretario de Salud de Zacatecas, el doc Gilberto Breña Cantú, seguramente se automedica o se autorreceta, todos los días, dos pastillitas de “valemadrina” y una buena friega untada de manteca en todo el cuerpo.

Y es que según cuentan, con la cintura en la mano se la pasa rechazando críticas, minimizando negligencias o falta de medicamentos y médicos, y sigue tan campante. Todo lo niega, al grado que ya le dicen el Doctor No, además de asegurar que sí tiene especialistas para el cuadro básico, cuando ni tiene para atender enfermedades crónico degenerativas… pero ni le importa.

 

VALIENTE SACATÓN

El que con críticas y señalamientos de por medio, primero por haberse ido y luego por regresar al cargo, es el presidente municipal de Fresnillo Pepe Haro de la Torre, quien a todo mundo responde (cuando lo cuestionan) que él sí es congruente y consecuente con sus actos, y que hasta si gobernar ahí fuera delito… lo cometería otra vez. ¡Sopas!

Eso sí, muy envalentonado se defiende de las críticas y dice que él es el mero mero, que sí da la cara, pero a la hora de la hora no dice quiénes son los inconsecuentes o incongruentes, así que sus declaraciones dejan un sabor de boca de que le falta decir ¡nombres! ¡nombres de los infames que abandonaron a Fresnillo! ¿Tendrá algún miedillo si señala nombres?

 

HIZO BERRINCHE

Ya prácticamente de salida de la presidencia del Comité Directivo Estatal del tricolor, cuentan que el profe Felipe Ramírez Chávez quiso mostrarse enérgico, indignado, recalcitrante, al exigirle a la diputada Navidad Rayas que mejor regresara la diputación porque se cambió a Morena… y acabó viéndose como el niño que hace berrinche cuando le quitan su juguete.

Según algunos de los más tricolores de ellos, el profe de plano se vio mal, dio penita ajena, se escuchó como lastimoso lamento, y sobre todo como una especie de justificación de su mal trabajo al frente del partidazo, porque ¿qué cuentas entregará allá arriba, a nivel nacional, después de presumir a Zacatecas como “el estado más priísta del país”? Berrinchudo…


Los comentarios están cerrados.