CHALÁN

Así como para que vean que la cosa no estará nada sencilla, grupos de chismosos políticos se reunieron ayer para comentar cómo fue que, en el Congreso del Estado, no dejaron pasar al chalán de David Monreal Ávíla, el tal Rafael Llamas Sabag, pues rechazaron hacerle cambios a su ley orgánica para que éste pudiera apoderarse de la Secretaría General de la Legislatura, obviamente, con el aval de David y de Morena.

Pero es que no se han dado cuenta de que no es tiempo de andar modificando las leyes para cumplir caprichitos, y así como en México batearon los senadores la llamada “Ley Taibo” por las peladeces que dijo el autor, aquí también los demás diputados (los no-morenistas) dijeron “¡ya basta!” a la imposición de un ambicioso interesado, y ahora tendrán que buscar a alguien más.

AUTORITARIOS, Y QUÉ

A toro un tanto pasado, aunque bastante visiblemente, la reciente visita de Raquel Sosa Elízaga en tour de exploración para las “próximas universidades”, de López Obrador, destapó otro aspecto más del autoritarismo (y valemadrismo, también) con que se conducen quienes todavía ni llegan al cargo, pero ya se sienten con ínfulas y toda la cosa.

Y es que ya se supo que de la famosa visita y su recorrido por los municipios elegidos, los enviados del próximo presidente no pidieron permiso… es más, ni siquiera avisaron a quienes, por ejemplo, tendrían que convidar pues es su ramo. Ni a Gema Mercado, ni a nadie en la Seduzac le avisaron siquiera para tener la posibilidad de coordinar esfuerzos. ¿Así o más despreciativos para con la entidad y su autoridad?

DESPÓTICO, Y QUÉ

Y seguramente esas mismas mañas se pegan por todas partes, al grado de que ayer el Fiscal General de Justicia, Francisco Murillo Ruiseco, salió por la tarde a dar una conferencia de prensa de último minuto, para dar una buena noticia de aplicación de la justicia… ¡pero se le olvidó que también es servidor público, y debe bajarle dos rayitas a su despotismo!

Pero es que desde la misma invitación a los medios, advirtió que sólo se echaría su rollo, pero que ¡no aceptaría preguntas! ¿De cuándo a acá le da órdenes a empresas privadas, y mucho menos, a los reporteros de los medios, y les prohíbe que pregunten? En cualquier país civilizado, eso es atentar contra la libertad y, más aún, es exhibir su ineptitud y presumir su falta de sensibilidad. Pero le vale, porque le siguen el juego.

LAS SUPLENTES

Finalmente se concretaron las solicitudes de licencia en el Congreso, y se fueron las diputadas Verónica Díaz Robles (dizque a ser la “súperdelegada” de López Obrador en eso que hoy le dicen la 4T), y Soralla Bañuelos de la Torre (presuntamente a poner en orden el changarro del Panal, ahora que lo andan cerrando a nivel nacional). Y llegaron las suplentes…

Para sustituir a Vero Díaz, llegó Roxana del Refugio Muñoz González, a quien en su casa conocen, y de quien se dice tiene una trayectoria que incluye haber cobrado una buena lana en el Senado ¡como asesora! (nadie sabe de qué). Y por Bañuelos de la Torre, llega la maestra Aída Ruiz Flores Delgadillo, especialista en educación especial. Al menos con eso –dicen–, ya sabe cómo tratar a los demás diputados… ¡Ups!


Deja un comentario