LOS AHORCA

Con el patrocinio del mismísimo senador morenazo Pepe Narro Céspedes, este día se prepara una marcha y manifestación para protestar contra la minera Peñasquito. Y para ello, abiertamente sus huestes –o sea, el Frente Popular de Lucha de Zacatecas y los trabajadores de los Cendis que creó esta organización ya le avisaron a los padres de familia que suspenderán clases.

No contentos con ello, están también ya amagando con que de seguir el conflicto sin solución alguna, podrían también tomar y bloquear la mina Frisco Tayahua, del millonario Carlos Slim, para ejercer más presión aún. Según los viperinos del Palacio de Gobierno, de plano Narro el malo ya “les tomó” el gobierno a los gobernantes. Y teniendo enfrente a un secretario como Jehú Salas… pues con razón.

HIRVIENDO

Por cierto que respecto a dicha manifestación, chismosos del sector educativo aseguran que las autoridades de la Seduzac deben estar que trinan de coraje, porque nomás ven cómo el propio Narro el malo se pasa su autoridad por el arco del triunfo, y utiliza las escuelas infantiles como carne de cañón para sus manifestaciones, valiéndole un comino el calendario escolar.

Y claro que tendrían razones para enojarse en la Seduzac, pues parece que el senador moreno ya asumió y les quitó la potestad sobre “sus” escuelas, ya les ordena que suspendan clases, y que se formen para marchar en protesta. Si así es de lejecitos… ¿qué será si tiene tantito poder? Por lo pronto, dejará hirviendo a medio mundo, de puritito coraje. Pa’ lo que le importa…

RIDÍCULOS

Se voló la barda el diputado local Javier Calzada, pues al término de una conferencia, aprovechó para presumir que de las oficinas del DIF Estatal ¡le habían mandado tres (sí, tres) boletotes para irse a ver la presentación de la cantante Yuridia, a quien contrataron para festejar el 10 de mayo! Y qué boletazos: son de ruedo, o sea, de primeras filas.

Pero él, bien consciente que el pueblo es primero, salió con la puntada de que se los regalaría a los tres primeros ciudadanos de su distrito que llegaran a su oficina a pedírselos. Nadie sabe, hasta ahorita, quién se vio más ridículo: si el SEDIF mandándole tres boletos, o el diputado, regalándolos como en concurso de estación de radio.

MANCHADOS

Pasada la euforia, decenas de asistentes y clientes que asistieron a la Expo Tattoo Zacatecas 2019 han vertido, en este frasco de veneno, amargas gotas de hiel por la “pésima organización” que tuvo el evento, sobre todo en la recta final, donde incluso un concurso se volvió tema de reproches y reclamos tanto de los participantes como de los observadores.

Que no había lugares apropiados, que el concurso empezó con horas de retraso, que varios de los jueces andaban en “estado inconveniente”, ¡y que incluso los residuos biológico-infecciosos no fueron manejados adecuadamente, pues ni guantes traían los que se encargaron de ellos! El resultado: dicen que hay varios artistas tatuadores nacionales que ya prometieron… que no vuelven ni por el cambio. ¡Qué lástima!


Los comentarios están cerrados.