REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

CIUDAD DE MÉXICO.- Tras negociaciones con la Secretaría de Educación Pública, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) consiguió aumentos a docentes que van del 5.85 al 6.25 por ciento y éstos fueron aceptados en asamblea.

En términos generales, para Educación Básica el incremento total, retroactivo al 1 de enero, será del 6.25 por cierto.

Para el Personal de Apoyo y Asistencia a la Educación, el incremento será de 5.85 por ciento, también retroactivo al primer día de enero.

En cuanto al Personal Homologado (docentes, no docentes, Personal de Apoyo y Asistencia a la Educación de los niveles Medio Superior y Superior) el incremento será de 6.15 por ciento, que será otorgado a partir de la misma fecha.

El SNTE durante dos meses negoció con la SEP a la que le entregó el Pliego Nacional de Demandas 2019.

El secretario general del Sindicato, Alfonso Cepeda Salas, explicó que con esto se favoreció la certeza laboral de quienes ya tienen una plaza, pero también de quienes por años han esperado la basificación, ya que en breve comenzará un programa para regularizar la situación de docentes de Educación Básica y Media Superior.

Subrayó que, en el contexto de la política económica emprendida por el nuevo Gobierno, en esta negociación se luchó por alcanzar un incremento salarial digno y mejoras prestacionales para los agremiados.

«Los resultados en materia salarial están directamente relacionados con el crecimiento del País y con la inflación», apuntó.

El dirigente nacional refirió que el SNTE no debe ser concebido como una propiedad.

«Estoy seguro que para todos los que queremos al SNTE esto es motivo de orgullo y satisfacción sindicalista. Los llamados desesperados a la discordia, la división y la venganza se han encontrado con un sólido dique de lealtad a nuestras convicciones y valores sindicalistas, no han logrado distraer nuestra entrega cotidiana para cumplirle al SNTE y a México.

«Lo único que logran es afirmar nuestra determinación de defender el patrimonio colectivo de los trabajadores de la educación, porque este sindicato no es patrimonio personal de nadie, no es heredable, nadie tiene el derecho a reclamarlo para sí mismo, estamos decididos a evitar un nuevo asalto. Parafraseando a nuestro Presidente (de la República), al margen del Estatuto nada, por encima del estatuto nadie.

«En este llamado que hace el Gobierno a todos los sindicatos para convertirse en garantes de los derechos laborales de los trabajadores, a democratizarse y profesionalizarse, el SNTE dice una vez más: presente», agregó.


Deja un comentario