MARCO ANTONIO FLORES ZAVALA | NTRZACATECAS.COM
MARCO ANTONIO FLORES ZAVALA | NTRZACATECAS.COM

Uno

En mayo de 1898, en la calle Tacuba de la ciudad de Zacatecas, fue desvelada la broncínea escultura dedicada al general Jesús González Ortega. El acto sucedió en una ceremonia cívica en la que se pronunciaron discursos y ejecutaron piezas musicales de autores europeos y de la comunidad. Todo se hizo ante el conglomerado definido como pueblo liberal.

Raúl J. Pedrosa, el orador de la fiesta patriótica, expresó al concluir su discurso: “Sea, este monumento, el símbolo imperecedero de la gratitud de un pueblo libre y que repita en el curso infinito de los tiempos: ¡honor al gran ciudadano! ¡Viva el caudillo de la Reforma! ¡Viva el patriota González Ortega!”. [1]

La obra fue elaborada por el escultor hidrocálido Jesús Fructuoso Contreras, el mismo hizo las esculturas del Paseo de la Reforma –de la capital del país– y de la serie monumental del régimen porfirista.

***

El cuerpo mayor de la obra es un erguido Jesús González Ortega montado en un caballo que está en movimiento, en posición de corveta. El jinete sostiene la espada desenvainada en la mano derecha. La magnificencia de la obra está en la calidad de la construcción, pues no tiene apoyo para sostener el volumen de la escultura. Se destaca el movimiento del animal y la postura del jinete: la obra remite a las pinturas de Tiziano (Carlos V en Mühlberg), Rubens (Felipe II, a caballo), Velázquez (Felipe III, a caballo) y David (Napoleón cruzando los Alpes). También están como antecedentes la escultura clásica del emperador Marco Aurelio y las dedicadas al sudamericano general independentista José de San Martín, hechas por el francés Louis-Joseph Daumas para Santiago de Chile y Buenos Aires.

***

Proponemos notar que la obra y los mensajes de la fiesta patriótica son el triunfo de una causa: la república; y ocurrió por las batallas que dirigió el zacatecano. Es una escultura que evoca a un militar presto para dirigir: su mano derecha sostiene con discreción la espada, porta el uniforme de general y la montura contiene objetos para ir a campaña.

La escultura representa al libertador José de San Martín, es obra del francés Louis-Joseph Daumas. Esteban Gonnet captó la escena en 1864. La integró a la colección fotográfica Recuerdos de Buenos Ayres.

La escultura estuvo emplazada donde actualmente está la escultura de cantera llamada “Fuente de Los Faroles”. Luego fue situada en el parque Enrique Estrada o Sierra de Álica.

Dos

En la base rectangular de cantera hay tres placas de bronce con altorrelieves. Una, al frente, es un pendón que emblematiza el complejo escultórico. Allí está inscrito “A González Ortega”; en la parte inferior, y apenas perceptible, está un ánfora que figura estar encendida. Las otras placas, colocadas en los costados de la base, evocan dos de las principales batallas que dan cuenta de los triunfos de los republicanos, juaristas y liberales, las cuales fueron dirigidas por González Ortega.

Una es la batalla de Calpulalpan (diciembre de 1860). En ella fueron derrotados los opositores a la Constitución y se consiguió la consolidación del primigenio gobierno de Juárez; la otra evoca la destrucción de las armas de los defensores mexicanos, luego del ataque francés a la ciudad de Puebla (entre marzo y mayo de 1863). Esta acción bélica indica que los republicanos no se amedrentaron ante los monarquistas mexicanos y los invasores franceses.

***

La representación de la batalla de Calpulalpan fue elaborada con base en la información que proporcionan una litografía de Casimiro Castro y Breve reseña de los sucesos de Guadalajara, de Basilio Pérez Gallardo (México, Ignacio Cumplido, 1861).

Se indica: lo hecho por Castro está vinculado a la imagen civil de los años en que González Ortega era reconocido como un ciudadano armado o militar de ocasión en las filas liberales. Las imágenes del período 1860-1863 así lo indican: el retrato ecuestre de Manuel Serrano y la fotografía que se hizo en esos años el chinaco gobernador de Zacatecas.

***

[1] “Discurso oficial del señor ingeniero Pedro Espejo, leído por el señor licenciado Raúl J. Pedroza, con motivo del descubrimiento de la estatua del general Jesús González Ortega”, en Fiesta patriótica en Zacatecas, mayo 15 de 1898, Zacatecas, Tipografía del Hospicio de niños de Guadalupe.

Litografía de Casimiro Castro (ca. 1880).

Retrato ecuestre hecho por Manuel Serrano (ca. 1861-1863).

Fotografía anónima (ca. 1860-1863).


Los comentarios están cerrados.