MIRIAM SERRANO/NTRZACATECAS.COM
MIRIAM SERRANO/NTRZACATECAS.COM

El procurador de Protección al Ambiente del Estado de Zacatecas (PPAZAC), Salvador Constantino Ruiz, confirmó que existe la presencia de metales pesados como arsénico, mercurio y plata, en el predio contiguo a la Mina San Martín en Sombrerete.

Esto, resultado de las muestras de subsuelo con sedimentos que se tomaron tras el derrame de agua ocurrido el pasado 8 de mayo.

Precisó que los análisis proceden de la presa de jales, pues la mina estuvo cerrada por la huelga más de 10 años y, por tanto, no tuvo un programa de operación y tratamiento.

Asimismo, explicó que la presencia de metales pesados en el predio obedece al viento, pues la presa está arriba y los jales están cerca de los huertos.

De igual forma, detalló que la Ley General Para Prevención y Gestión Integral de los Residuos, en su Artículo 17 establece que cuando los residuos de las industrias mineras provienen de jales, es una competencia federal, por lo tanto, se le dará pase “de inmediato” a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) con el estudio de la toma de muestras y los resultados.

Además, afirmó que la empresa minera debe tener un manifiesto de impacto ambiental avalado por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en el que establezcan las características de sus trabajos, así como las obras de mitigación y remediación al ambiente.

Tal como se informó en estas páginas a través de un reportaje, tras confirmar el derrame de agua con sedimentos de la mina San Martín de Grupo México, y que preside Germán Larrea Mota Velasco, Rocío Salinas Godoy, entonces encargada de la Profepa en Zacatecas, negó que se tratara de un ecocidio, pues “éste no afectó a predios de cultivo, sino a un arroyo que está seco (sic)”.

En tanto, el senador por Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Napoleón Gómez Urrutia, exigió a las autoridades federales que atendieran el daño ocasionado a la agricultura y ganadería de la localidad para evitar mayor catástrofe ambiental.

La entonces delegada informó que la mina tiene cerca de 12 años sin operar, pero que, durante las labores de limpieza, una válvula falló y esto provocó el derrame.

Explicó que este derrame recorre aproximadamente 750 metros, de los que 500 fueron dentro de las instalaciones de la empresa y 250 fuera de ella: “hasta el momento se desconoce la composición de esta agua con sedimentos, porque tiene que ir un laboratorio acreditado para que pueda determinar de qué estaba compuesta esta agua”.

Mientras tanto, habitantes del lugar afirmaron que el arroyo que cruza la comunidad y utilizan productores de durazno, frijol, maíz, manzana para el riego de su cultivo y alimento de sus animales, está contaminado por el polvo de los jales, desechos que se generan con la separación de metales que realiza la Mina San Martin de Grupo México.

La contaminación fue constatada por propios lugareños, quienes el pasado 8 de mayo dieron cuenta de cómo el caudal se “pintaba” gris y desprendía un olor a putrefacción al combinarse con las aguas negras que vierte el drenaje, que, además, tiene desde varias administraciones sin funcionar, por lo que mata la vegetación a su paso.

De acuerdo con la PPAZAC, serán las autoridades federales como Profepa y Semarnat las que atiendan lo que sucede en San Martín, por ser de su competencia.

Fotos: Antonio Bernal


Nuestros lectores comentan

  1. la verdad esas son puras mentiras qe dicen para cerrar con la mina ese arrolló del qe hablan toda la vida a estado contaminado de echo lo usaban como drenaje ahora no sean inconscientes sin cierra la mina mucha gente quedará desempleada esos huevones del sindicato 101 deben de agarrar la onda y ser más conscientes no pensar sólo en si beneficio que quiere un millón cada uno por favor

  2. Isidra Figueroa Rodríguez

    Es sumamente importante que las autoridades competentes procedan conforme a lo que las leyes aplicables estipulen, dejando de lado las prácticas tan recurrentes de corrupción, porque el daño al medio ambiente, a la agricultura, ganadería, y sobre todo a la salud de los habitantes de la comunidad son inminentes. Autoridades, Por favor no se presten a corruptelas
    !!!!!