FELIPE ANDRADE HARO
FELIPE ANDRADE HARO

LA CIUDAD DORMIDA

A pesar de la gran cantidad de pachangas que se viven (o se han vivido) en nuestra ciudad en los últimos días, me sigue pareciendo que Zacatecas sigue durmiendo el sueño de los justos, gracias a la inactividad de nuestros señores diputados. Y es que los representantes de diversas iglesias (no todas, que conste) han salido del clóset, para manifestar su rechazo a lo que se ha dado en llamar MATRIMONIO IGUALITARIO.

Como lo reportó en su momento este Diario, los señores del Consejo Interreligioso del estado de Zacatecas (¿?) integrado por los santos varones de las iglesias católica, cristiana y mormona (más los que se acumulen) dijeron que están en contra de ese “adefesio jurídico llamado matrimonio entre mujer/mujer y hombre/hombre”. A estos geniales prohombres, les sigue molestando la posibilidad de que la legislación estatal, regule jurídicamente las relaciones entre personas del mismo sexo. No es el concepto lo que les molesta, en el fondo están y estarán en contra de la juridización de una relación social.

Como grupos de presión, las iglesias que han crecido en México, le entran con ganas a la polaca y se reúnen, dan conferencias de prensa, gritan y excomulgan a quienes no piensan igual que ellos. Siguen siendo los Torquemada del siglo XXI. Sólo espero que de las limosnas que ahorran en un año (por lo menos) se junten para construir por lo menos un albergue para los que menos tienen, que cada vez son más. ¡Ora pro nobis!

Y en el ámbito de la grilla, las cosas se ponen cada vez más calientitas. Quien más le pone sabor al caldo, es nada más y nada menos que el partidazo en el gobierno federal: MORENA. Así es mis estimados, los morenazos (en Zacatecas) se están dando con todo (al menos en las benditas redes sociales) en lo que se refiere a la próxima renovación de su dirigencia estatal. Quienes quieren llegar a la dirigencia andan haciendo su lucha y el resto se la pasa despotricando contra sus presuntos “adversarios internos”. O sea, normal. Y digo normal porque los cambios al interior de los partidos se han convertido en batallas sangrientas, cuando se trata de institutos políticos que gobiernan, nacional o localmente.

Por ello, la renovación de la dirigencia nacional del PRI, ha pasado desapercibida porque a nadie le interesa (por lo menos a mí). Bueno, ni a los 200 priístas que fueron acarreados a escuchar a uno de los aspirinos (un tal Alito. Chale de mote). Lo que está en el ojo del huracán, es la grilla de los morenos en Zacatecas. Que si los históricos, que si los Monreal, que si Juan de las Cuerdas. Y es que ya se preparan internamente para competir por la gubernatura, para el próximo año que inicia el proceso para sustituir al góber de los “Contratos”.

Si, muy adelantados los morenazos, hoy que deberían de fortalecer el partido, que deberían de estar atentos a formar estructura, que deberían de formar ideológicamente a sus integrantes, mejor se la pasan en las redes echándole porras a su gallo y armando un santo desmadre interno, que les puede complicar las elecciones de 2021. ¿Por qué no han aprendido los morenazos a debatir inteligentemente? Pues porque son una mezcla de posiciones políticas e ideológicas, de procedencias y formaciones diferentes, que no han podido ni querido sentarse a discutir pragmáticamente hacia dónde ir. Tenemos una ensalada de ex priístas, ex panistas, ex perredistas, ex petistas y todos los ex que le quieran agregar. Su único punto de referencia es la figura del pastor presidencial, que cayado en mano les indica para allá o para acá.

Pero tengan la seguridad de que, aun y cuando el pastor les diga para dónde, algunos se irán para otro lado. Eso es MORENA, un “movimiento” sin rumbo ideológico. Las broncas seguirán y se acrecentarán, conforme lleguen las fechas fatales. Ojalá que no le den en la madre a Zacatecas.

¡MORENA COLOR DE LLANTA, ACÁ ESTÁ TU RIN CROMADO!


Deja un comentario