ALBERTO MORONES/NTRZACATECAS.COM
ALBERTO MORONES/NTRZACATECAS.COM

El rector de la BUAZ, Antonio Guzmán Fernández, llamó a defender la autonomía universitaria, al reiniciar las actividades académicas cerca del momento del año en el que, anticipó, se agudizará la crisis financiera que padece la institución.

“Desde esta tribuna les convoco a defenderla, a honrarla, a estar atentos y saber dar respuesta adecuada a quien pretende mancillarla; que quede claro: la autonomía debe respetarse”, sentenció en su discurso de este lunes, en el gimnasio del Campus Siglo 21.

Al dar la bienvenida a los alumnos de nuevo ingreso en el Área de Ciencias de la Salud, el rector afirmó que sobre esta condición de la Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ) “se ha fincado el modelo de educación superior más exitoso” del estado.

Recalcó que la autonomía “ha fortalecido el quehacer cotidiano” y le ha permitido a la institución desarrollar actividades sustantivas, como docencia, investigación, difusión de la cultura y extensión, para contribuir “con la edificación del presente y futuro de la sociedad”.

Guzmán Fernández recordó que este valor fundamental de la máxima casa de estudios “fue conquistado, no concesionado, a través de grandes luchas de quienes antecedieron en las aulas universitarias”.

“Siempre habremos de repudiar las intentonas de intervención por parte de agentes externos, que tratan de usar a la universidad como moneda de cambio, con propósitos diferentes a los del fortalecimiento institucional”, reiteró.

Recalcó que “el país y Zacatecas enfrentan importantes retos”, por lo que enfatizó que “hoy se requiere acompañamiento y no confrontación estéril” para superarlos.

Ante el escenario que se avecina, el rector aseguró que tiene total disposición de acudir a diferentes instancias, a fin de proveer de información sobre el estado que guarda la universidad de los zacatecanos.

Luego de que en julio advirtiera que la UAZ cuenta con recursos para pagar a sus trabajadores sólo hasta octubre, en el regreso a clases, Antonio Guzmán resaltó que se amplió la oferta educativa, no obstante a los problemas financieros.

Ejemplificó que la universidad abrió diez nuevos programas académicos para satisfacer la demanda de 10 mil jóvenes que, junto con el resto de los alumnos de semestres avanzados, sumarán una matrícula de aproximadamente 42 mil estudiantes.

“Dejaremos nuestra huella reivindicativa de la autonomía, porque tenemos un verdadero compromiso con la educación, con el desarrollo científico, la promoción de la cultura; con el debate de las ideas, la libertad de pensamiento, la pluralidad; con tolerancia, respeto; con la formación de profesionales y con la atención a las demandas de la sociedad”, refrendó.


Deja un comentario