REFORMA
REFORMA

WASHINGTON, EU.- El Secretario de Defensa de Estados Unidos, Mike Esper, aseguró que no se ha tomado «ninguna decisión» de retirar las tropas estadounidenses de Irak, luego que una carta militar, difundida por medios de comunicación, confundiera sobre el desplazamiento de soldados en la región.

«Esa carta es incoherente con respecto a dónde estamos ahora», indicó el jefe del Pentágono.

La misiva insinuaba que los militares estadounidenses se retirarían de Irak «en debida deferencia» a su «soberanía», con el fin de reposicionar fuerzas en los próximos días y semanas después de que el Parlamento iraquí solicitara su expulsión.

El jefe del Estado Mayor Conjunto, el General Mark Milley, explicó que el documento era un borrador «mal redactado» que jamás debió filtrarse.

«La realidad es que se trató de un error sin mala intención», declaró.

El objetivo de la carta era coordinarse con el Ejército iraquí respecto a los movimientos de tropas y patrullajes de helicópteros estadounidenses mientras cambian de ubicación en el país.


Los comentarios están cerrados.