SAÚL ORTEGA | NTRZACATECAS.COM
SAÚL ORTEGA | NTRZACATECAS.COM

Antonio Guzmán Fernández, rector de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ), responsabilizó a los ex rectores Francisco Domínguez Garay y Armando Silva Cháirez de la crisis que ha vivido la máxima casa de estudios los últimos cuatro años.

Guzmán Fernández explicó que el mayor problema fue dejar de pagar lo correspondiente a las cuotas del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y la retención que no se comprobó del Impuesto Sobre la Renta (ISR), por lo que afirmó que estos dos factores contribuyeron a generar desconfianza respecto al manejo de las finanzas de la UAZ.

Especificó que esta situación de desconfianza terminó con la firma del convenio con el ISSSTE para la condonación de 300 millones de pesos de la deuda, que alcanza los 754 millones.

“En gran parte nos ha ayudado que a lo largo de mi periodo como rector hemos logrado pagar alrededor de 2 mil 150 millones de pesos de las deudas que teníamos por el ISR y con el ISSSTE”, dijo.

El rector mencionó que se realizó un trabajo “laborioso” para ordenar las nóminas, analizar cuántos estaban dados de alta en el instituto de seguridad y verificar los salarios; además, se revisó el ISR de los empleados.

“Esto nos permitió que las diferentes instancias tuvieran confianza ante la UAZ, esto es el devenir histórico de la institución, con la frase de que ‘el estado te va a resolver’ se dejaron de hacer muchas cosas”, lamentó.

Asimismo, informó que aumento la matrícula escolar desde las políticas educativas “de no dejar a ningún joven fuera de la posibilidad de cursar una carrera universitaria”, lo que dejó a la UAZ con el mismo ingreso, pero con mayores responsabilidades.

“Son crisis cíclicas, también están las irresponsabilidades de dejar de pagar la seguridad social desde hace más de 10 años, el descuido del ISR, son situaciones que nos tocaron a nosotros”, relató.

En este momento reconoció que esta situación se vivió durante las dos administraciones pasadas “las de Domínguez y la de Armando”, y reiteró que hay avances importantes, entre ellos el convenio con el ISSSTE que, a decir del rector de la máxima casa de estudios, existen grandes posibilidades de ser aceptado.

“Hay una ventaja, está en la Ley de Ingresos de la Federación, es un transitorio donde le da la oportunidad al instituto de que pueda condonar en cuotas y aportaciones”, en este rubro se deben 754 millones de pesos y serían condonados 300 millones, “entonces si conseguimos los 450 millones cancelamos totalmente esta deuda”, explicó.

Finalmente, Guzmán Fernández aceptó que el panorama financiero aún es incompleto, “pero estamos en mejores condiciones de enfrentar la situación que tenemos, porque ahora los datos son muy contundentes”.

ASÍ LO DIJO:

“Son crisis cíclicas, también están las irresponsabilidades de dejar de pagar la seguridad social desde hace más de 10 años, el descuido del ISR, son situaciones que nos tocaron a nosotros”.

ANTONIO GUZMÁN, RECTOR DE LA UAZ


Los comentarios están cerrados.