ALBERTO MORONES / NTRZACATECAS.COM
ALBERTO MORONES / NTRZACATECAS.COM

Tras darse a conocer el inicio de la Fase 3 de la contingencia sanitaria en el país, decenas de propietarios de negocios y empresas, de todos los rubros, se encuentran preocupados por las finanzas y continuidad de sus comercios, así lo expresaron los presidentes de diversas Cámaras en el estado.

Carlos de la Torre García, titular de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), expuso que todos los restauranteros sufren la afectación, pues mientras unos ya cumplieron un mes sin laborar, otorgando sueldos, otros tienen ventas mínimas.

“En el caso de los negocios que están afiliados a la Canirac, entre el 60 y 70 por ciento siguen trabajando con el servicio a domicilio; algunos otros, con lo establecido del 50 por ciento de capacidad de comensales. Definitivamente estamos siendo afectados”, afirmó.

Habrá restaurantes que, al cumplir 60 días cerrados, llegarán al punto donde no van a poder subsistir”, agregó.

Ante ello, aseveró que es urgente que el gobierno federal apoye, pues lo hay anuncios de plataformas para solicitar créditos, sin embargo, “el 99 por ciento de las personas que los solicitan, no son candidatas a ellos”.

Alfredo Valadez Perea, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), coincidió en la preocupación que existe por la permanencia de los negocios, principalmente de los micro y pequeños, que son “los que soportamos la economía nacional”, pues son los más vulnerables a desaparecer.

“En un inicio, creíamos que podría durar menos (la pandemia), sin embargo, la suspensión de actividades ya ha bajado bastante los suministros y seguimos pagando sueldos completos; hay negocios que ya no cuentan con el capital suficiente para hacerlo”, expresó.

Explicó que tiene conocimiento, con el objetivo de evitar el despido, que algunas empresas proponen a los empleados otorgar un porcentaje del salario, sin perjudicar sus prestaciones de ley y “con la condición también, que cuando se restablezca la situación, se hará retroactivo el dinero faltante”.

Pese a que la Ley Federal del Trabajo (LFT) puntualiza que el salario tiene que ser respetado por la parte patronal, tras un mes sin trabajo y la responsabilidad de pagos como el ISR, servicios básicos, rentas, entre otros,“no nos dan las cuentas para pagar completo”.

“Se escucha muy feo pensar en despidos, pero no habrá deotra para muchos (empresarios)”, advirtió.

Con respecto a los apoyos, expuso que hay algunos por parte de la Secretaría de Economía (Sezac) para los trabajadores,mientras que para los empresarios sólo hay alternativas como créditos, pero es otra responsabilidad adquirirlos, aunque es el oxígeno para muchos negocios en este momento”, reconoció.

Por su parte, Francisco Javier Flores López, presidente de la Cámara Nacional de Comercio en Zacatecas (Canacozac),comentó que se ha reunido con autoridades de Economía y con el gobernador, Alejandro Tello Cristerna, ante quienes enfatizó la necesidad de hacer llegar apoyos económicos a la brevedad.

Detalló que realizaron dos solicitudes: agilizar los trámites, para que la entrega sea más rápida; y que los apoyos financieros que se brinden sean en una exhibición, pues de esta manera pueden priorizar las responsabilidades, como el pago de sueldos y gastos apremiantes.

Otra estrategia que la Canacozac ha impulsado con sus agremiados es el asesoramiento para llenar formatos en plataformas de Internet, o acercarse con instituciones para acceder a créditos, sin embargo, reconoció que hacen falta más apoyos.

“Buscaremos mantener los empleos, que los empresarios puedan cumplir con las obligaciones fiscales y seguir”, puntualizó.


Los comentarios están cerrados.