MIRIAM SERRANO/NTRZACATECAS.COM
MIRIAM SERRANO/NTRZACATECAS.COM

Más de un año después tuvo eco la lucha de la familia de Marcos, joven a quien le fue arrebatada la vida por policías de Investigación el 10 de abril de 2019. La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Zacatecas (CDHEZ) entregó este miércoles una recomendación a distintas autoridades por responsabilidad y corresponsabilidad en la muerte del muchacho.

Aquel fatídico 10 de abril, tras el homicidio contra el hijo de Manuel Rodríguez Valadez, entonces secretario de Gobierno en el ayuntamiento capitalino, en la Unidad Académica de Derecho de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) fue asesinada a balazos la estudiante Nallely Noemí.

Pero hubo otra muerte violenta más. Durante las primeras investigaciones en el lugar, la tarde noche de ese día Marcos se encontraba en la unidad académica y fue sometido por elementos de la Policía de Investigación, de la Fiscalía General de Justicia del Estado (FGJE).

Según los exámenes forenses, la fuerza con la que los policías lo sometieron fue tal que le provocó la muerte, por asfixia por compresión torácica abdominal.

La presidente de la CDHEZ, María de la Luz Domínguez Campos, declaró a NTR que este martes se emitió una recomendación al gobernador Alejandro Tello Cristerna y el fiscal general Francisco Murillo Ruiseco.

Asimismo, contra los directores generales de la Policía de Investigación y de Servicios Periciales; fiscales del Ministerio Público de la unidad mixta y de Combate a la Corrupción; agentes de la Policía de Investigación y al director de Derecho de la UAZ, Juan Carlos Guerrero Fuentes.

Domínguez Campos argumentó que la recomendación fue por la violación a los derechos a la vida, en su modalidad de ejecución extrajudicial (homicidio); al acceso a la justicia; al honor, reputación y vida privada y a la legalidad y seguridad jurídica.

La recomendación al mandatario estatal es para que otorgue una disculpa pública por lo sucedido con la víctima.

En el caso del titular de la FGJE, fue porque le corresponde garantizar que se lleve a cabo toda la investigación y, de manera específica, las acciones para prevenir, investigar y sancionar las violaciones a derechos humanos; sin embargo, hasta el momento no hay avances en la carpeta de investigación.

La presidente de la CDHEZ puntualizó que los policías de investigación que sometieron a Marcos lo privaron de la vida; en materia de derechos humanos, el acto fue violación al derecho a la vida en modalidad de ejecución extrajudicial y, “en materia penal, es homicidio”.

Precisó que a la Policía de Investigación se le señaló por el uso de “técnicas inapropiadas” durante el sometimiento de Marcos. Además, se señaló a la Unidad Académica de Derecho por la falta de colaboración del director y algunos docentes con la comisión, además de “haber falseado información”.

Evasiones

La recomendación de la CDHEZ por el caso de Marcos, de más de 400 fojas, establece una investigación objetiva, imparcial y apegada a la legalidad, en la que se establece los abusos de los que fue víctima el joven, afirmó Luz Domínguez.

Se pidió a la FGJE que realice una investigación penal objetiva, imparcial y pronta para que haya justicia para la víctima, entre lo que destaca la separación inmediata del cargo de los policías de investigación involucrados en la muerte, hasta que las indagatorias concluyan.

La presidenta de Derechos Humanos estableció que el Ministerio Público debe centrar la investigación en el homicidio que se cometió contra Marcos y que se lleve a cabo el caso para que se haga justicia.

“En nuestra investigación quedó fehacientemente demostrado que el uso excesivo de la fuerza le causó la muerte a Marcos y que hubo una violación a su derecho a la vida”, enfatizó Domínguez Campos.

Con respecto a la recomendación a la Unidad Académica de Derecho de la UAZ, reprochó que el director, maestros y personal administrativo mostraron una conducta de omisión y de falta de colaboración hacia la CDHEZ.

No acudieron a declarar cuando fueron requeridos a las comparecencias, pese a que hubo una violación de derechos humanos al interior de la unidad, algunos estuvieron presentes y, como servidores públicos, no cumplieron con su obligación de colaborar para la investigación, sanción y reparación de la muerte de Marcos.

Además, cuando la comisión solicitó los vídeos de vigilancia, éstos no fueron proporcionados, bajo argumentos diferentes, y finalmente la instancia que los entregó fue la FGJE.

En primera instancia, el director de la unidad académica estableció que las cámaras no eran de la universidad, sino de un maestro; después cambió la versión y se dijo que los aparatos no funcionaban, luego que eran de la UAZ, pero que no los tenían en su posesión.

 

En defensa

El despacho que representa a la familia de Marcos, Ávila y Abogados, expuso que, antes de la recomendación, hay una serie de conclusiones que, a juicio de la comisión, se señala cuáles son los derechos vulnerados por parte de cada una de las autoridades.

Darío Gamón Rodríguez estableció que la recomendación precisa que hay una responsabilidad por parte de los elementos de la policía de investigación en cuanto a la violación a la vida de Marcos, por tanto, se les encuentra responsables por la privación de la vida.

Destacó el hecho que haya falsedad de declaraciones de los policías de investigación, así como de personal de la Unidad Académica de Derecho, ya que dieron información que dista totalmente de lo que aparece en los vídeos.

Con relación al fiscal, al director de la policía de investigación y a los agentes del Ministerio Público, la recomendación es por omisión, por lo que Gamón Rodríguez especificó que deberán establecerse los términos posibles para la reparación del daño causado a la familia.

Recordó que el fiscal Francisco Murillo declaró en reiteradas ocasiones, a medios de comunicación, que estaba a la espera de la resolución de la investigación de la CDHEZ para acatar la recomendación emitida.

Por último, el abogado señaló que, hasta el ahora, los oficiales involucrados en la muerte de Marcos no hayan sido separados del cargo, por lo que la familia espera que se acate la recomendación de Derechos Humanos y así darle mayor celeridad a la investigación.


Los comentarios están cerrados.