CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM
CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM

JALPA. La tarde de este lunes los presidentes de Tabasco, Huanusco, Jalpa, Apozol, Juchipila y Moyahua de Estrada advirtieron que, ante el aumento de contagios de COVID-19, serán “más rudos” y suspenderán los informes de gobierno municipal, el Grito de Independencia, y, de ser posible, las fiestas patronales, que en su mayoría se celebran entre diciembre y enero.

Lo anterior, luego de que en junio anunciaran la cancelación de las fiestas en honor a Santo Santiago, que se celebran entre el 25 de julio y la primera semana de agosto, y cuyo tradicional baile de los Tastoanes atrae a miles de visitantes, tanto de Estados Unidos como de Jalisco y otros estados, abarrotando de gente todos los municipios del Cañón y sus comunidades.

Los alcaldes y autoridades de salud de la Jurisdicción Sanitaria número 5, la Comisión Federal para la Protección contra Riegos Sanitarios (Cofepris) y la Primera Compañía de Infantería No Encuadrada (Cine) con sede en Jalpa, advirtieron que no habrá misas y además se acordonarán las áreas donde es costumbre que se aglomere la gente a danzar con los Tastoanes y celebrar con música.

Después de la reunión, los presentes ofrecieron un mensaje a la población y anunciaron la coordinación con la Guardia Nacional, el personal del Ejército de la compañía no encuadrada y Protección Civil, para evitar que los visitantes realicen cualquier tipo de festejo, por lo que serán vigiladas las calles y espacios públicos a fin de evitar que los contagios por coronavirus se expandan.


Los comentarios están cerrados.