ALBERTO MORONES / NTRZACATECAS.COM
ALBERTO MORONES / NTRZACATECAS.COM

ZACATECAS. Sólo el 35 por ciento de los sindicatos activos en la entidad ha adecuado su Contrato Colectivo de Trabajo (CCT) para la nueva reforma laboral, que entra en vigor en noviembre, informó Esteban Martínez Mejía, titular de Enlace para la Reforma Laboral en la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS).

Zacatecas forma parte de los primeros ochos estados en los que dará inicio la reforma laboral, que cambia en tres ejes fundamentales: un nuevo sistema de justicia laboral; retomar la democracia sindical; y la creación del Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral, sitio que verificará que se respeten los derechos sindicales.

Detalló que, en nuestro estado, la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCA) tiene un registro de 495 sindicatos; de éstos, sólo una quinta parte son activos, un poco más de 110 gremios.

Sin embargo, de todos los activos, sólo 39 han modificado sus estatutos para adecuarse al nuevo proceso de justicia laboral.

Ante ello, sentenció que los sindicatos faltantes deben realizar dichas adecuaciones, las cuales deben considerar el análisis de los estatutos, la aprobación de los contratos colectivos por la clase trabajadora y el respeto de la proporcionalidad en la equidad de género, para dar lugar a la mujer en los puestos de representación, además de comprometerse a rendir cuentas, para dar transparencia de los manejos.

Explicó que una vez puesta en marcha la reforma, los nuevos casos serán atendidos por el Tribunal de Justicia del Estado, un órgano autónomo que auxilia en la resolución de controversias y garantiza que exista independencia en el proceso, profesionalismo y reglas procesales claras; por lo que, una vez que se resuelvan a los casos de los que se ocupan al momento, las JLCA desaparecerán.

“Al pasar los procesos a los tribunales judiciales, damos excepcionalidad y un acceso rápido a la justicia, ya que las juntas no estarán amañadas o intervenidas por autoridades del gobierno”, explicó.

Por otra parte, los Centros de Conciliación Laboral buscarán propiciar la generación de un diálogo entre el patrón y el trabajador, para llegar a acuerdos.

“En estas reuniones se contará con un mediador para que, en 45 días, se llegue a un acuerdo”.

El tercer eje: democracia sindical, se refiere a la transformación radical del manejo de los sindicatos para que las decisiones dejen de ser “secretas”.

“Se quiere garantizar que los sindicatos sean reales y representativos, porque muchos sólo se dedican a extorsionar”.

En este sentido, advirtió que “quienes representen a los trabajadores tienen que ser electos por ellos mismos; ya no tiene que ser a mano alzada, para contar con liderazgos fuertes y comprometidos”.

Con respecto al Centro Federal de Registros, explicó que será un sitio donde se concentren todas las Toma de Nota de los diferentes sindicatos del país, para que estos se puedan revisar constantemente y no existan violaciones a los CCT, resguardados por autoridades autónomas.


Los comentarios están cerrados.