REFORMA
REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO. La organización Causa en Común rechazó una mejoría en materia de seguridad como lo sugirió el Presidente Andrés Manuel López Obrador en su Segundo Informe de Gobierno.

En materia de carpetas de investigación por diversos delitos, la asociación encabezada por María Elena Morera estableció que en los primeros 20 meses de la 4T se reporta un incremento del 37 por ciento con respecto al mismo periodo de Felipe Calderón y del 16 por ciento en comparación con la gestión de Enrique Peña Nieto.

«Sobre la disminución de feminicidios que el Presidente dio a conocer, Causa en Común refiere que, de enero a julio de 2020, el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) reportó 566; es decir, 29 más, lo que representa un aumento del 5% respecto el mismo periodo del año pasado. De hecho, en lo que va de este 2020 se presentó el mayor número de reportes de asesinatos de mujeres y de menores de edad desde que el Secretariado registra las víctimas de este delito, en 2015», anotó Causa en Común, en contraste con la baja reportada por el Presidente.

«Otro delito, cuyo incremento el Presidente no mencionó, es el de violencia familiar. De hecho, en este año se presentó el mayor número de registros de este delito desde 2015. El Presidente también mencionó que ‘sólo han aumentado dos delitos: homicidio doloso y extorsión’. Al respecto, cabe subrayar, no sólo el aumento en los homicidios dolosos, sino el nivel inadmisible en el que se encuentran, con un promedio de 99 asesinatos al día», añadió.

Para Causa en Común, la reducción en delitos como secuestros, robos a transeúntes, a transportistas, robos de vehículos, robo en transporte público colectivo, robo en transporte público individual, robo a negocios y robo a casas habitación, se debe en gran medida a la pandemia de Covid-19.

La organización civil también rechazó que ya no existan torturas, desapariciones, ni masacres.

«De enero a julio de 2020, Causa en Común ha registrado 429 masacres y 404 casos de tortura, así como un total de, al menos, 2,582 hechos ‘atroces’, con 3,383 víctimas.

«A pesar del discurso gubernamental sobre la atención a las causas de la violencia, e independientemente de las asignaciones directas, no existe ningún programa que pueda considerarse como parte de una política de prevención. También destaca el abandono de programas para la atención de la violencia contra las mujeres», lamentó Causa en Común.

La organización señaló además que existe un rezago en el desarrollo institucional de las policías, principal indicador de la indefensión de las corporaciones, que derivó en 877 asesinatos de uniformados de diciembre de 2018 a agosto de 2020.

«El abandono institucional incluye a las fiscalías y al sistema penitenciario. En ninguna de estas esferas esenciales para cualquier política de seguridad existe proyecto alguno de reforma, ni inversión pública que pudiera respaldarlo».

Por: Benito Jiménez


Los comentarios están cerrados.