LIBRADO TECPAN/NTRZACATECAS.COM
LIBRADO TECPAN/NTRZACATECAS.COM

CALERA DE VÍCTOR ROSALES. Un grupo de sujetos armados atacó a policías estatales en este municipio. Tras varias horas del enfrentamiento, el saldo fue de 14 civiles muertos, uno herido, tres oficiales lesionados y el aseguramiento de armamento y drogas.

Los recientes hechos, ocurridos la tarde de este lunes, se suman a la lista de agresiones de las que han sido blanco las corporaciones de seguridad y que se agudizaron desde septiembre, entre otras, con la balacera a la comandancia en Juan Aldama, donde cayeron dos uniformados y una fue privada de la libertad, el secuestro de tres municipales en Jerez y el asesinato de dos estatales en Guadalupe.

El enfrentamiento en Calera inició aproximadamente a las 15:30 horas en la comunidad Nueva Alianza, a unos 40 kilómetros de la capital del estado, cuando civiles armados atacaron a elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP), quienes realizaban un recorrido de vigilancia en el lugar.

Los efectivos repelieron el ataque y siguieron a los agresores cuando éstos intentaron fugarse hacia la parte alta del municipio. La balacera duró cerca de tres horas, por lo que el titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), Arturo López Bazán, instruyó un fuerte operativo de apoyo.

En el despliegue participaron autoridades de los tres niveles de gobierno, con oficiales de las policías Metropolitana (Metropol) y de Investigación, así como elementos del Ejército Mexicano y de la Guardia Nacional. El helicóptero de la PEP se sumó para respaldar a los uniformados víctimas de la agresión.

Mediante un comunicado, la Vocería de la SSP precisó que, de los tres policías heridos, dos tienen lesiones por esquirlas y uno por impacto de arma de fuego; aunque no se especificó a qué cuerpo de seguridad pertenecen, trascendió que es a la Metropol. Gracias a la rápida intervención para que fueran atendidos, todos los uniformados se encuentran fuera de peligro y con salud estable.

Además de los 14 presuntos agresores abatidos, uno más fue lesionado y por ello se le trasladó, en calidad de detenido, a que recibiera atención médica. Luego del enfrentamiento, las autoridades aseguraron tres vehículos, entre ellos una camioneta Chevrolet Silverado roja.

También confiscaron ocho armas de fuego tipo fusil, una de éstas con aditamento de lanza granadas; 23 cargadores, 21 calibre 7.62 y dos .223; diversos tipos de droga y “otros indicios que aún se está en proceso de recabar”. Extraoficialmente, se mencionó que fue asegurado un Barret de 50 mm.

Pobladores de la comunidad narraron que las detonaciones eran continuas y muy estruendosas. Dada la magnitud de los hechos, López Bazán ordenó que se mantuviera el despliegue coordinado entre corporaciones y se reforzara la presencia policial, con patrullajes terrestres y aéreos.

“Con estas acciones, refrendamos el compromiso que tenemos con los zacatecanos para brindar condiciones de seguridad. Agradezco el apoyo de las autoridades federales y municipales, en solidaridad a esta agresión, y reconozco el valor y la oportuna reacción de los compañeros para dar frente”, afirmó el titular de la SSP.


Nuestros lectores comentan