Como regalo de Santa Claus anunció el gobernador Alejandro Tello que el estado soltó 250 millones de pesos para la UAZ; ahora, a la máxima casa de estudios nomás le faltan otros 250 millones para completar pendientes. Ahí la llevan.

Las víboras académicas se quedaron con ganas de soltar ponzoña, al menos esta quincena. Se sabe que las buenas relaciones entre el rector Antonio Guzmán y el secretario de Finanzas, Jorge Miranda, cayeron de perlas a las actuales administraciones (universidad y estado), que anhelan una tersa transición. “Me ayudas y te ayudo”.

Pero allá por San Lázaro no está contento el diputado y ex rector, Alfredo Femat. El del PT advirtió que no piensa ceder en la Ley General de Educación Superior. El principal reclamo (que hizo pillar oídos en Zacatecas) fue piso parejo para las casas de estudio. Y como ejemplo puso a la UAZ, “que apenas recibe 12 por ciento” a nivel local. ¿Vamos tablas?

 

MALA PAGA

Otros son menos afortunados. Al senador José Narro le reclamaron que antes de la grilla, se ocupe de su casa. Las escuelas del Frente Popular buscan quién les dé dinero porque, además de bajarles el sueldo, les adeudan ¡14 quincenas! Pero para las campañas, al de Morena hasta le sobra. ¿No que primero el pueblo?

Ahora el legislador pretende sacar del gobierno del estado aquello que la 4T quitó por austeridad y combate a la corrupción, pues no fueron pocas las veces que la auditoría federal señaló que los fondos se hacían de agua antes de llegar a los centros educativos de partidos varios. Se le acabó el negocio.

Antes de que se le endilgue el problema, la Secretaría de Educación de Zacatecas, de Lula de la Rosa, aclaró que dar dinero a las asociaciones del senador sería desvío de recursos. Y ni el estado ni el gobierno de México quieren eso porque “fuchi, caca”.

 

LA FOTO

Mientras sus profes buscan lana, Narro Céspedes estaba concentradísimo en el pleito de los ahora dos mosqueteros y un confinado. Afuera de la sede de Morena nacional, los defensores oficiales del trio Mejía-Medina-Narro, Fernando Arteaga y Gilberto del Real, por fin llegaron al presidente del partido, Mario Delgado.

Que no van ni con los maestros de Nueva Alianza ni con los aliados de la 4T en el Congreso, el Partido Verde. Que no quieren imposiciones, pero no dicen de quién. Y que, por favor, alguien le haga caso a la dirigencia y el consejo estatales, que respectivamente encabezan.

Los venenosos advierten que, basados en la expresión de Delgado Carrillo en la foto de la reunión, se espera que a los históricos representantes les hagan tanto caso como el que les dio la secretaria Citlalli Hernández la semana pasada, tras el Consejo Nacional.

 

ADIÓS, DINOS

De todo se esperaba en el PRI menos que la zarandeada a los rebeldes fitobonillistas iniciara desde ¡el propio góber Alejandro Tello! Vaya que les dio su repasada, pues el primer priísta del estado opinó que las de los ex presidentes del partido son “visiones antiguas”, “poco actualizadas” y “desinformadas”, adinosauriadas, pues, tradujeron los chismosos.

Antes de que lo embarraran, Tello Cristerna plantó distancia de la revuelta digital contra el avance de la senadora Claudia Anaya para la candidatura, por lo que se confirma que los rijosos ni son todos ni bien les va. Igual cuentan los ponzoñosos que le fue a Adolfo Bonilla en el pataleo con Alito Moreno. O se cuadran, o los cuadran.

Por la noche, de una última luz de esperanza quisieron agarrarse, luego de que el tribunal electoral revocara el acuerdo del INE para la paridad. Pero el brillo se les fue pronto: sean morenos o tricolores, las siete postulaciones femeninas van. ¿O habrá quienes se pongan machos?


Los comentarios están cerrados.