Rafael Calzada Vázquez
Rafael Calzada Vázquez

¿Cómo será la elección en Zacatecas?

 

La ciudadanía interesada en la renovación del poder público, incluidos los actores y partidos políticos que participan, se han estado informando de los mecanismos para determinar quién abanderará las aspiraciones de las dos distintas coaliciones y de los otros partidos testimoniales que podrán participar en la jornada con derecho a postular candidatos.

Sabemos que iniciarán las campañas con una clara ventaja de la coalición de la izquierda de dos a uno, grosso modo.

Dos razones le dieron a Claudia Anaya la precandidatura primero y luego la candidatura de la coalición PRI-PAN-PRD: La determinación de las cúpulas nacionales de llevar mujer en Zacatecas como candidata para equilibrar a los hombres que van de candidatos en estados electoralmente más rentables o con mayores posibilidades de éxito y el posicionamiento en las encuestas reflejo de una trayectoria y un trabajo intensos.

Igualmente dos razones le dieron a David Monreal el posicionamiento de abanderado de la coalición MORENA-PT-PVEM: La persistente superioridad en la intención del voto en las encuestas de propios y extraños desde hace más de dos años por un lado, y por otro el trabajo permanente con la gente, abajo, con los ciudadanos de a pie a quienes ha organizado como un ejército que cuando haga falta hacer precampaña o campaña podrá desplegar de formas vertical y transversal en una movilización que se antoja desde ahora invencible para el presente proceso.

Por lo que vale la pena preguntarse si puede cambiar el rumbo del proceso electoral.

Seguramente en las estrategias de los contendientes, en su momento la candidata del PRI-PAN-PRD procurará convencer al electorado que es posible remontar una desventaja de casi veinte puntos porcentuales con un rango de menos del 30% de indecisos que podrían ser los electores Switch, en la definición.

Por el otro lado en su oportunidad, ya como candidato de MORENA-PT-PVEM, David Monreal remachará la imposibilidad de que los momios se muevan, y del 30% de indecisos todavía se incremente más el porcentaje de ventaja que lleva debido a que normalmente muchos de los ciudadanos de ese segmento definen su respaldo al que va arriba.

No obstante, existen otros factores que podrían incidir en la modificación de los resultados como lo son las elecciones municipales y distritales locales, con la incidencia de quienes resulten candidatos y las defecciones que eso genere en ambos espectros. En el segmento de switchers también podrían incidir los medios masivos de comunicación, algunos de ellos muy adversos al candidato de izquierda. Observo especialmente a la radio y a uno de los periódicos impresos. En la radio se observan a personas cercanas a los dueños de las concesiones con tendencias a la derecha.

Por su parte, con una gran capacidad de influencia social, las “benditas redes sociales” que la izquierda como nadie ha sabido aprovechar. Aunque exista un ejército de bots en el golpeteo y descalificación.

Hay otros elementos a analizar en esta ecuación como los debates. Algunos analistas suponen que Claudia Anaya podría llevar la ventaja de venir enrachada en el manejo de la tribuna por su desempeño en el Senado. Ahí en por la oratoria podrían captar votos otros candidatos como Flavio Campos o Edgar Rivera. Empero no se puede dejar de lado la experiencia que como presidente municipal, como senador y como funcionario tiene David Monreal, además del conocimiento del estado que se palpa con la lectura de su libro. Tiene frescos los datos duros, los problemas, las alternativas y las estrategias a desarrollar que es justamente de lo que se tratan los debates.

Faltaría revisar lo cotidiano: la movilización y defensa del voto. Temas de los que hablaré en otra entrega.

 


Los comentarios están cerrados.