STAFF / NTRZACATECAS.COM
STAFF / NTRZACATECAS.COM

Para celebrar los 100 años luctuosos de Ramón López Velarde, la Secretaría de Educación del Estado y la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ), a través del CA-6 “Psicología y didáctica en los procesos de formación”, la Licenciatura en Enseñanza y Aprendizaje del Español en Educación Superior, y la Unidad Académica de Letras (UAL), realizaron de manera virtual las “Jornadas Académicas Lópezvelardeanas”.

El personal universitario que presentó ponencias en estas jornadas, estuvo integrado por el maestro jubilado Alejandro García Ortega, y los docentes Mónica Muñoz Muñoz, Salvador Lira, Valeria Moncada, Marcelo Sada, Marco Antonio Flores, entre otros.

Para dar inicio a las actividades, la directora de la Unidad Académica Letras, Mónica Muñoz Muñoz, y el profesor investigador jubilado, Alejandro García Ortega, presentaron su ponencia “La suave Patria: otro camino de una pasión; el yo”, en donde explicaron el contexto de la escritura que producía el reconocido poeta López Velarde y de cómo sus textos contienen un lenguaje poético.

“La suave Patria”: otro camino de una pasión: el yo, por Mónica Muñoz y Alejandro García
En este texto, los maestros Mónica Muñoz y Alejandro Ortega, afirman que Ramón López Velarde puede desligarse de otros movimientos literarios e influyentes de muchos siglos, ya que su principal diferencia es su presencia del yo.

“Eso le permite alejarse del recargamiento en el objeto, propio de los modernistas. En López Velarde aparecen personajes intimistas, pero sobre todo aparece el yo, o una voz, alguien que reflexiona, sufre, ama, enuncia esa intimidad, desdobla la interioridad, la piensa y la verbaliza y nos la entrega a los lectores en una pieza autónoma que esconde sus costuras y sus formantes”.

En “La suave Patria”, manifestaron los expositores universitarios, “es el yo el que toma la palabra y el que advierte su condición contradictoria hacia adentro y en relación al contexto. Como todo producto verbal, las palabras, las frases, los enunciados entran en una lucha de contigüidades y peleas de rango a rango, en presencia y en ausencia. Y al ir dentro de versos, el contexto se dobla, por lo menos, porque entra a disputas que pertenecen al campo de las ideas, de los estilos, del patrimonio literario”.

Es en ese sentido que, “la poesía de Ramón López Velarde es extraña en su entorno, se aleja del modernismo, del preciosismo del lenguaje, se aleja del furor de los tiros y de la lucha de facciones que vendrá después de la dura lucha armada y que tendrá culminaciones con la cabeza acribillada de los caudillos. No alcanzará a ver la guerra Cristera. Intimista, provinciano, religioso, habitante de una patria suave, “impecable y diamantina”, argumentaron los docentes.

Otra de las ideas que coexisten y que compartieron los expertos en literatura durante su presentación, es sobre “la aventura del yo”. “Es cierto que a partir de los ilustrados y de los románticos hay una preocupación por el yo, la razón o la sensibilidad, el yo frente al destino el yo frente a la sociedad, frente a las zonas oscuras del actuare humano. Sin embargo, el mundo creado sobre la materia por el hombre, enjambre de no objetos, satisfactores de necesidades no materiales, se convirtió en barrera”.

Muñoz Muñoz y García Ortega indicaron que “la obra de López Velarde ha sido valorada por numerosos escritores y estudiosos de la literatura, muchos de ellos anclados en movimientos muy identificados en sus postulados. Se da el caso de que Octavio Paz lo estudiara antes de recibir el Premio Nobel de Literatura”.

Para finalizar, del poeta jerezano resaltaron que “su poema La suave Patria, no es nada más el poema que puede ser recitado, aunque lo sea en la práctica (habrá que subir a los recitadores a la altura del arte), no es nada más el poeta religioso o plañidero”, para nosotros –subrayaron – “es el poeta de la interioridad, de la búsqueda de significado sobre significado, es el poeta de la vida, es el yo que, desde su espacio natural, la lírica, emprende la gran aventura con la patria”.

Jornadas Académicas Lópezvelardeanas

Fueron tres días de actividades – del 31 de mayo al 2 de junio- en las que se desarrollaron cuatro mesas de trabajo en torno al poeta Ramón López Velarde, donde se dio lectura a trabajos académicos por parte de docentes y estudiantes de la Unidad Académica de Letras y de la Licenciatura en Enseñanza y Aprendizaje del Español en Educación Secundaria del Centro de Actualización del Magisterio Zacatecas.

Dentro de estas jornadas, en celebración del 1° centenario luctuoso del ilustre poeta de México, Ramón López Velarde, se entregaron reconocimientos especiales a los destacados poetas y escritores zacatecanos, Juan José Macías Venegas y Juan Manuel Bonilla Soto.

El objetivo de estas jornadas fue promover un espacio de diálogo académico en el que ambas instituciones, por medio de sus programas educativos, dieron cuenta del trabajo realizado dentro del aula de clase.


Los comentarios están cerrados.