EL FINANCIERO
EL FINANCIERO

El subgobernador del Banco de México (Banxico), Gerardo Esquivel, criticó el alza reciente en la tasa de interés de referencia por parte de la autoridad monetaria, y consideró que fue precipitada y podría tener efectos indeseables.

“Considero que la decisión de aumentar la tasa de interés fue precipitada. Si bien es cierto que la inflación se encuentra significativamente por encima del objetivo del Banco Central, también lo es que esto se debe fundamentalmente a efectos de base de comparación y a factores del lado de la oferta”, indicó Esquivel durante la reunión de política monetaria, de acuerdo con las minutas.

El mercado se vio sorprendido en junio cuando el Banco de México, contra todo pronóstico, subió la tasa de interés en 25 puntos base.

La decisión de la Junta de Gobierno fue dividida, pues tres de sus cinco miembros votaron por el alza.

De acuerdo con las minutas del Banco Central publicadas este jueves, los votos disidentes fueron los de los subgobernadores Gerardo Esquivel y Galia Borja.

Esquivel fue crítico con el voto de los otros tres miembros de la Junta al señalar que el alza en la tasa podría tener “un efecto indeseable y contraproducente sobre la inflación”.

También consideró que la decisión sorpresiva “envía una señal de un comportamiento errático y poco predecible del Banco Central”.

Este cambio de narrativa, agregó, “podría tener un efecto indeseable y contraproducente sobre la inflación y sus expectativas al sugerir que los choques son de una naturaleza más permanente, lo que podría incidir negativamente en el proceso de formación de precios”.

Otros argumentos que expuso fueron:

*La decisión de aumentar el referencial es precipitada, al subrayar que la inflación se encuentra por encima del rango objetivo del Banxico por “efectos de base de comparación (precios de hace un año contra los actuales)”.

*El índice también se ve afectado por el lado de la oferta, agregó.

*Estos factores plantean que la inflación es transitoria y que la política monetaria puede hacer poco frente a ella, consideró.

Galia Borja también votó por mantener la tasa en 4 por ciento con base en estos argumentos:

*Reconoció que la inflación ha mostrado presiones significativas, pero subrayó que estas “difícilmente se resolverán a través de la política monetaria”

*Borja consideró que las presiones de la inflación serán transitorias y disminuirán con el tiempo

*La subgobernadora aclaró que dicho escenario se cumplirá siempre y cuando “las expectativas de inflación se mantengan bien ancladas”.

*Indicó que, hasta el momento, no se cuenta con evidencias de que las expectativas de mediano y largo plazo se hayan visto afectadas por los choques.

*Borja también resaltó el ‘riesgo’ de un endurecimiento no previsible de la postura monetaria, al comentar que puede interpretarse como “un cambio en el ciclo y no como un refuerzo de la postura actual”

*“En mi opinión, y dado el ciclo no tradicional que enfrentamos, la mejor manera de cumplir con nuestro objetivo constitucional es siendo consistentes con nuestra comunicación y enfoque de política monetaria”, dijo.

*Opinó que debía mantenerse el enfoque prudente y cauteloso que ha caracterizado al organismo central.

“Dado el ciclo no tradicional que enfrentamos, la mejor manera de cumplir con nuestro objetivo constitucional es siendo consistentes con nuestra comunicación y enfoque de política monetaria, el cual se ha caracterizado por ser prudente, cauteloso, gradual y predecible”.

Joan Domene, economista sénior de Oxford Economics, señaló que esta minuta proporciona una guía sobre cómo serán las decisiones subsecuentes de política monetaria, pues se seguirá viendo la división de opiniones.

“La gran mayoría de las decisiones se seguirán tomando por decisión dividida, pero donde una gran mayoría de los miembros va a seguir preocupados por un cúmulo de choques o de distorsiones que no parecen abatirse”, indicó y espera que la tasa de política monetaria cierre este año en 5.25 por ciento.

Ernesto O’Farrill, presidente de Grupo Bursamétrica, concordó con Esquivel, pues estimó que esta decisión fue apresurada, y tras el aumento en la tasa los mercados ahora esperarían el inicio del ciclo de alzas.

“De inmediato los mercados sobrerreaccionaron; un día antes de la decisión el consenso de los analistas no esperaba ningún incremento de tasas y al día siguiente el mercado ya descontó tres incrementos en lo que resta de este año”, apuntó.

Mantendrán postura

Carlos González, director de análisis de Monex, coincidió que esta minuta es una guía clara de las siguientes decisiones, pues tanto Galia Borja como Gerardo Esquivel seguirán con el tono dovish, privilegiando el crecimiento económico sobre la inflación.

Jorge Gordillo, director de análisis económico y bursátil de CIBanco, comentó que Banxico tiene los argumentos para justificar el aumento, pero rompe con los discursos anteriores de precaución.

“Lo que dice Esquivel es cierto, si una reunión anterior dijiste que creías que la inflación era temporal y en la siguiente dices que te preocupa entonces confundes y ya no te van a creer, y es lo que está pasando con el mercado, que ahora espera más aumentos”, enfatizó.

Amín Vera, director de análisis económico de BW Capital, dijo que la falta de consenso en la Junta de Gobierno era algo que se veía venir desde la incorporación de Jonathan Heath, Galia Borja y Gerardo Esquivel como subgobernadores.

“Esta falta de consenso es una pésima señal, pues una buena parte de la confianza y del prestigio que caracterizan al Banco de México proviene precisamente del hecho de que todas sus decisiones se tomaban de manera colegiada; y casi siempre de forma unánime; no tanto porque todos los miembros coincidieran, sino para mandar una señal de institucionalidad”, abundó.

Alain Jaimes, analista de Signum Research, indicó que la postura de Esquivel se ha caracterizado por ser más preocupada por el crecimiento económico, y en ese sentido, alzas en la tasa pueden representar un lastre a la recuperación económica.

Con información de Guillermo Castañares.

EL FINANCIERO


Los comentarios están cerrados.