CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM
CUQUIS HERNÁNDEZ / NTRZACATECAS.COM

RÍO GRANDE. Luego de advertir que la mayoría de los habitantes contagiados de COVID-19, en esta llamada tercera ola, acudieron de vacaciones a Mazatlán, Sinaloa, que se encuentra en semáforo epidemiológico rojo, el presidente municipal solicitó a quienes lleguen de allá y presenten algún síntoma que “de inmediato, acudan a realizarse la prueba”.

El exhorto es en particular a los vacacionistas provenientes de Mazatlán, debido a que dos jóvenes, uno de Río Grande y otro de Juan Aldama, llegaron contagiados y desafortunadamente murieron.

Por ello insistió en que a la señal de cualquier síntoma, acudan a las instituciones como el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Coplamar, la clínica del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y el Centro de Salud a hacerse su prueba PCR, “por la seguridad de todos”.

El presidente también anunció que quedaban suspendidos todo tipo de permisos para la realización de fiestas y bailes, debido a que, en 15 días, pasaron de tres a 13 casos y de una semana a otra se dispararon al doble, es decir, a 26.

En el reporte oficial de este viernes, el alcalde informó que se sumaron cuatro contagios más, con lo que acumulan 29 positivos; la ciudad de Mazatlán, tan sólo el jueves, reportó 84 nuevos casos, tres fallecidos y 342 activos, por lo que insistió en que los vacacionistas que insistan en ir tengan mucho cuidado.


Los comentarios están cerrados.