EDUARDO VALENCIA / NTRZACATECAS.CON
EDUARDO VALENCIA / NTRZACATECAS.CON

ZACATECAS. Por sanidad política y gubernamental, los funcionarios de la nueva gobernanza que han sido señalados en la Estafa Legislativa, deben renunciar, sentenció el diputado por Movimiento Ciudadano, Enrique Laviada Cirerol, al puntualizar que es grave el señalamiento de delincuencia organizada.

La Fiscalía General de la República, debe intervenir, acotó.

En conferencia de prensa, sostuvo que la acusación a Gabriela Pinedo, secretaria general de gobierno; Jesús Padilla, secretario del Campo; Héctor Menchaca, director de Catastro; y Susana Rodríguez, quienes fueron parte de la LXIII (63) Legislatura, es muy seria; no se trata de cualquier acusación.

Aseveró que espera que el diputado por Morena, Ernesto González Romo, quien realizó la denuncia, “tenga las pruebas porque de otra forma sería una terrible irresponsabilidad”.

Sostuvo que la corrupción ya no debe tener tolerancia alguna. “Se debe pasar a cero tolerancia y cero corrupción”.
Se debe actuar, dijo, sin tolerancia, trátese de quien se trate. Así es que, insistió, esos funcionarios deben renunciar a su cargo ¿o qué van a hacer, seguir ahí como si no hubiera pasado nada?

Advirtió que si es una farsa, por afectar al Poder Legislativo, no les va a funcionar.


Los comentarios están cerrados.