LANDY VALLE / NTRZACATECAS.COM
LANDY VALLE / NTRZACATECAS.COM

Ante los resultados de los Indicadores de Bienestar Autorreportado de la Población Urbana del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), donde coloca a Zacatecas como la quinta entidad con menor balance anímico positivo, la psicóloga clínica Aimé Alanís Pérez, expuso la necesidad de gestionar el acceso a la salud mental en la entidad.

En entrevista para Informativo NTR, aseguró que en Zacatecas, el tema de salud mental sigue siendo un privilegio, pues se cuentan con instituciones públicas donde se brinda este servicio, sin embargo, expuso cuentan “con poco personal y no se brinda la atención adecuada”.

Ante las iniciativas en materia de salud mental que se fueron a la “congeladora”, la especialista declaró la importancia de sacarlas e involucrar a los actores en materia de salud mental, así como a las asociaciones de psicólogos, para comenzar una gestión para que la salud mental sea un derecho que esté al alcance de todos.

Debido al alto porcentaje de mujeres que tienen síntomas de depresión y ansiedad, Alanís Pérez expuso que uno de los factores que influyen es la violencia intrafamiliar, que tuvo un incremento este año, además del rol que asumen como cuidadoras.

“Se puede ver que las mujeres asumen mucho el rol de cuidadoras, por lo que están bajo mucha responsabilidad bajo el cuidado de otras personas, tienen poco reconocimiento en su trabajo, en su vida laboral, el nivel económico, logros educativos, por el rol que se nos impone en las mujeres”, explicó.

Todos estos factores ponen en riesgo la salud mental, por ello enfatizó que se tiene que prestar atención si es que presentamos estos síntomas de decaimiento, de desgane, de desinterés, es importante tener  nuestra red de apoyo que son cercanos emocionalmente y que en determinado momento nos pueden ayudar a contener esa parte emocional”argumentó.


Los comentarios están cerrados.