AGENCIA REFORMA/NTRZACATECAS.COM
AGENCIA REFORMA/NTRZACATECAS.COM

A casi dos años de la fecha prevista para la inauguración del Tren Maya, esta obra emblemática de la Administración de Andrés Manuel López Obrador lleva un avance de casi 40 por ciento en cuatro de sus siete tramos.

La obra, que consta de mil 554 kilómetros, ha enfrentado cambios de trazos, dificultades técnicas, retrasos por condiciones climáticas y pandemia, y obstáculos incluso por hallazgos arqueológicos.

«Nosotros tenemos que terminar el Tren Maya en diciembre del 2023», advirtió Rogelio Jiménez Pons, entrevistado la semana pasada, cuando aún se desempeñaba como director del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur).

«En general, (en) los cuatro tramos iniciales llevamos casi el 40 por ciento promedio de avance, unos más, unos menos.

«Los obstáculos que hemos tenido, sobre todo en el tramo 3 (de Calkiní a Izamal) han sido los hallazgos arqueológicos, todo eso qué significa a la hora de los rendimientos de trabajo, que se tiene que parar la obra temporalmente. Entonces, los rendimientos disminuyen».

El proyecto original ha sufrido distintos cambios. El más reciente es el trazo del Tramo 5 Sur, que originalmente correría en medio de la carretera y ahora se hará a un costado, del otro lado de los hoteles de playa, lo que implicará la compra de terrenos para el nuevo derecho de vía.

«En el caso específico de esta zona tenemos que rehacer el proyecto ejecutivo, ya se está rehaciendo. Estos cambios sí van a ayudar a mejorar las condiciones de trabajo. Posiblemente se retrase un poco el inicio, pero la obra va ganar mucho, con creces, en rendimiento.

«Ya no se tienen que hacer tantos desvíos de cables, destruir carreteras ni nada de eso; son zonas ya impactadas por el paso de los cables de alta tensión, todo eso, nos permite tener cancha abierta, digámoslo así, para no estorbar a la gente y sobre todo que tengamos mejores condiciones de trabajo», describió entonces Jiménez Pons.

Fonatur ha subrayado que en aquellos casos en los que se tenga que «ocupar» una propiedad o terreno para la construcción de vía, se garantizará el pago por la tierra que se ocupe, previa negociación con los ejidatarios.

El 4 de agosto del 2021, Jiménez Pons anunció la modificación de la ruta del Tren a su paso por San Francisco de Campeche, por lo cual las vías ya no ingresarán al centro de la ciudad. La estación en ese punto será construida en la periferia, a las afueras de la mancha urbana.

La decisión se tomó a raíz de un análisis de costos y tiempo que tomaría el proceso de relocalización, por lo que, según Fonatur, el nuevo trazo de la ruta permitirá ahorros económicos y de tiempo.

Este cambio de ruta también abre la necesidad de establecer un sistema de transporte anexo que permita a la población, trabajadores y turistas poder viajar con facilidad entre el centro de la ciudad y la nueva estación.

Para el trazo en la Riviera Maya, que ha generado 92 mil empleos, las autoridades analizaron la posibilidad de hacer un segundo piso arriba de la carretera, sin embargo, se resolvió que el único tramo elevado pase por la ciudad de Playa del Carmen.

Uno de los principales obstáculos que ha enfrentado la obra para no verse interrumpida en distintos puntos es el hallazgo de sitios o piezas arqueológicas. Tan sólo en los Tramos 1, 2 y 3 se han encontrado 2 mil 482, 2 mil 598 y 6 mil 736 monumento arqueológicos, respectivamente.

«La gente y los constructores pues empiezan a parar porque ya su rendimiento baja, entonces ahí empieza a haber problemas, (a pesar de eso) ya en este mes prácticamente están solventados los (cuatro) tramos», añadió el funcionario.

«(También) hay muchos problemas de subsuelo (en el Tramo 5 Sur) porque es una zona cárstica, como queso gruyere, ahí abajo está lleno de ríos subterráneos, en muchos casos tenemos que hacer obras de ingeniería medio complejas, pero tenemos lo mejor de la ingeniería nacional e internacional apoyando».

A la fecha, se tienen contempladas 21 estaciones y 16 paraderos en Chiapas, Tabasco, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, sin embargo, conforme el Tren vaya «madurando» y aumenten las condiciones de demanda, se podrán ir añadiendo otras estaciones.


Los comentarios están cerrados.