REFORMA
REFORMA

Banco Santander suspenderá nuevos negocios con empresas rusas como una medida en respuesta a la guerra en Ucrania.

«Santander no tiene presencia ni apenas exposición directa en Rusia y Ucrania. Estamos en permanente contacto con las autoridades, en particular con las europeas, y aplicando las sanciones internacionales. Además, no haremos nuevo negocio con empresas rusas», dijo el banco en un comunicado.

Santander afirmó que condena la invasión, por lo que desde que comenzó la agresión contra Ucrania el banco ha estado trabajando para ayudar en la crisis humanitaria.

La entidad ha tomado medidas como la eliminación de las comisiones a todas las transferencias permitidas de países europeos a Ucrania.

Realizó una donación inicial de un millón de euros a Cruz Roja y ACNUR, la agencia de la ONU para los refugiados.

Además, Santander igualará las donaciones adicionales que hagan sus empleados y suspendió las comisiones de cuentas y tarjetas para clientes ucranianos en Polonia.

Determino uso gratuito de los cajeros automáticos y acceso permanente a dinero en efectivo en las sucursales y los cajeros.

«Santander se solidariza con los ciudadanos de Ucrania. Ayudar en la crisis humanitaria es la máxima prioridad del banco», dijo.

Charlene Domínguez
Agencia Reforma


Los comentarios están cerrados.