CUQUIS HERNÁNDEZ/NTRZACATECAS.COM
CUQUIS HERNÁNDEZ/NTRZACATECAS.COM

SOMBRERETE. Desde el 15 de marzo del año pasado, al mismo periodo de este 2022, la recaudación del Predial aumentó alrededor de 5 por ciento, mientras que en agua potable, el porcentaje fue de hasta 30 por ciento, en tanto que por servicios del Rastro, el aumento se reportó de hasta 70 por ciento más este año.

El alcalde Alan Murillo Murillo afirmó que desde que comenzó su gestión en 2018, se logró un incremento importante en la recaudación, que suma a la fecha 3 millones de pesos más que cuando asumió la el puesto.

En tanto, informó que del año pasado a este, fácilmente ingresaron por concepto de pago de impuestos, un millón de pesos más.

Respecto de la relación con las empresas mineras, informó que este año se acordó con ellas, un cobro extra en la recategorización de sus plantas de beneficio, “y ahí obtuvimos alrededor de 2 millones de pesos extraordinarios para el Municipio”.

Aseguró que en la buena relación, y sobre todo la coordinación, permitieron que lejos de ampararse por este incremento en el Predial, ellos tuvieron la disposición de hacer el pago correspondiente, por lo que solo de las mineras, el ayuntamiento recauda alrededor de 4 millones de pesos.

Informó que todo ese recurso fue el que se empleó para pagar las obligaciones de fin de año, como el pago de nómina, aguinaldos y otras prestaciones, además de cubrir los adeudos a los proveedores. 

Respecto del adelanto de participaciones prometido y que nunca llegó, el alcalde comentó que sin duda se tendrán que preparar para los próximos años, a fin de evitar quedarse en espera del apoyo gubernamental, y habrá que comenzar a hacer ahorros, aunque aseguró que en ocasiones no se puede, ya que el primer lugar a donde llega la ciudadanía es a la presidencia en la demanda de servicios.

Por ello, “resulta insuficiente con el poco recurso con que se cuenta para atender la demanda de servicios que no se termina”.

Por ejemplo, informó que al 15 de marzo pasado logró la recaudación de 10 millones de pesos, que eran los que el ayuntamiento necesitaba para saldar todos sus compromisos de fin de año que ya se cumplieron.

En cuanto al incremento a 3 millones de pesos que ingresan a las arcas municipales, consideró que es resultado de la confianza que le tienen los ciudadanos a sus gobernantes.

Por ello, un comportamiento que se avizora siempre es que el primer año de los nuevos alcaldes es cuando más recaudan, pero luego baja porque el nivel de confianza es menor, pero en su caso, “la gente sigue viendo resultados”.

Consideró que donde más ve el aumento en la recaudación, de hasta 30 por ciento, es en el cobro del agua potable: “ahí sí aumentaron bastante los ingresos”, ya que cabe recordar que se hacen campañas de descuentos en adeudos anteriores y también para las personas cumplidas.


Los comentarios están cerrados.