NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM
NORMA BERNAL | NTRZACATECAS.COM

FRESNILLO. De los más de 14 millones de metros cúbicos de agua que anualmente el Sistema de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de Fresnillo (Siapasf) extrae del subsuelo, 8 millones se pierden, debido a que particulares se los roban y por fugas.

El alcalde José Haro de la Torre informó que el líquido que es hurtado es aprovechado principalmente en actividades agrícolas y ganaderas, ya que las personas, a través de tomas clandestinas, desvían el agua, lo cual merma el abastecimiento domiciliario.

Ante este panorama, el presidente municipal solicitará la intervención de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), a fin de que se proceda conforme a lo que marca la ley.

Asimismo, precisó que es necesaria la implementación de un programa de sectorización, para mejorar el abasto de agua en zonas donde actualmente es deficiente; se requiere para ello una inversión de 35 millones de pesos, donde se contempla reducir las fugas y acabar con las tomas clandestinas.

Luego de conocer los resultados del Programa de Desarrollo Integral (PDI), donde se detalla un diagnóstico general de la distribución del agua potable, el alcalde determinó que el Sistema Carrillo produce 10 millones 40 mil 721 metros cúbicos de agua potable anualmente y el Sistema Pardillo 4 millones 377 mil 918 metros cúbicos en el mismo período, de los cuales sólo se facturan 6 millones 833 mil 862 metros cúbicos.

“En Fresnillo se roban el agua potable por medio de tomas clandestinas, principalmente en ranchos particulares, lo cual genera un desabasto en el municipio”, reiteró Haro de la Torre.

Durante dicho estudio también se emitieron recomendaciones para la reestructuración del Sistema de agua a nivel administrativo, donde se verá desde la eficiencia del personal hasta el dinero que entra y sale del sistema operador.

Se mencionó que hay un padrón de 41 mil 825 usuarios de tomas domésticas, mil 274 tomas comerciales, 276 industriales y 288 de servicios públicos, de las cuales 30 mil 890 tomas carecen de medidor.

En otro tema, se mencionó que el Siapasf realizará un proyecto para abatir la temporada de estiaje, ya que debido al calor y al uso de los pozos agrícolas el agua disminuye.

Ante este panorama, se trabajará en la entrega de agua por medio de 15 pipas a las colonias afectadas, de las cuales 10 unidades serán rentadas, cuatro son del Municipio y una más que será prestada por el regidor Jesús Badillo Valdez.

Laura Herrera Márquez, directora del Siapasf, aseguró que no se condicionará el reparto de agua, pero sí se hará de forma equitativa y ordenada.

En el evento en el que se dieron a conocer los pormenores estuvieron presentes Daniel Isaac Ramírez Díaz, secretario del ayuntamiento; el director de Desarrollo Social, César Bonilla Badillo; Alfonso Hernández Valdez, director de Desarrollo Urbano y Obras Públicas, y Jesús Badillo, regidor presidente de la Comisión de Agua Potable.

 


Los comentarios están cerrados.