ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM
ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM

RÍO GRANDE. Martín Gómez Rodríguez, párroco del Templo de Santa Elena de la Cruz, informó que la comunidad católica del municipio comenzó una colecta de alimentos no perecederos para hacer despensas y entregarlas a las familias más necesitadas.

Productos como papel sanitario, aceite, jabón, arroz, entre otros alimentos enlatados son donados por los fieles que acuden a entregarlos a la casa parroquial.

El párroco expuso que tienen la participación activa de distintos grupos de Iglesia, como es la Pastoral Social, grupos de jóvenes, matrimonio y niños del catecismo que colaboran con la parroquia.

Detalló que también se sumaron a la donación feligreses de todas las comunidades que pertenecen a la parroquia, incluyendo a las colonias de la cabecera municipal.

Enfatizó que será una campaña permanente durante la contingencia sanitaria y los interesados podrán seguir donando en las oficinas parroquiales de Santa Elena de la Cruz en un horario de 9:30 a 15:00 horas.

Gómez Rodríguez precisó que esta recolecta se realiza en toda la Arquidiócesis de Durango, presidida por Monseñor Faustino Armendáriz, quien invitó a la feligresía a solidarizarse con aquellos que han dejado de trabajar por la pandemia mundial que se vive.

Agradeció la caridad de la los fieles católicos que han acudido a realizar sus donaciones en especie, lo que se verá reflejado en un apoyo a los sectores más vulnerables del municipio.

 


Los comentarios están cerrados.